Ir al contenido

De Wikiviajes, la guía libre de viajes

El teléfono es una parte importante de la vida moderna en una familia. Aunque muchas personas no los llevan cuando viajan —y las interminables llamadas telefónicas desde la oficina—, otros aún pueden usarlos para mantenerse en contacto y convertirse en una gran herramienta para planificar u obtener asistencia en la carretera.

Llamar a

[editar]

Teléfono fijo

[editar]
Verifica los cargos por adelantado
Hay muchas historias de terror de viajeros a los que se les presentan facturas inesperadas y escandalosas, desde unos pocos cientos de dólares hasta decenas de miles, ya sea por hoteles con tarifas muy altas por llamadas desde la habitación o por compañías de telefonía celular con tarifas por «roaming» al realizar o recibir llamadas fuera del área de residencia. Incluso los hoteles más famosos no son una excepción aquí. A menudo, estos proyectos de ley se pueden negociar un poco después de los hechos, pero rara vez los hacen menos indoloros. La mejor defensa es averiguar con anticipación cuáles son los cargos por llamadas para evitar el uso de servicios sobrevalorados.


Muchos hoteles cobran tarifas particularmente altas en comparación con las llamadas residenciales o comerciales. Algunos hoteles incluso cobran una tarifa cuando llaman a números gratuitos. Como todos sabemos, algunos hoteles bloquean los servicios de telecomunicaciones como Bell Canada y Canada Direct, o los transfieren de manera fraudulenta a otro proveedor que proporciona números de tarjetas de crédito —aunque esto es poco común—. Por lo tanto, consulta los estándares de tarifas antes de realizar una llamada. A veces, incluso los hoteles económicos pueden cobrar al menos 35 dólares por minuto por el «roaming» internacional.

Dado que la mayoría de los hoteles ofrecen ahora algún tipo de conexión a Internet, puede resultar más económico hacer llamadas en un dispositivo portátil que usar el teléfono en la habitación. Los hoteles económicos generalmente incluyen servicios de Wi-Fi más baratos, mientras que muchos hoteles de alta gama cobran muchas tarifas ocultas adicionales.

Los hoteles que se niegan a alquilar habitaciones sin una tarjeta de crédito suelen cobrar una gran cantidad de tarifas adicionales directamente a la tarjeta. El recepcionista lo llamaría eufemísticamente «cargos varios», y los precios van desde minibares y canales de televisión de pago hasta llamadas locales, que cuestan el doble o más que los teléfonos públicos que funcionan con monedas.

Pocos hoteles de negocios ofrecen paquetes que incluyen llamadas telefónicas locales y gratuitas ilimitadas.

Teléfono móvil

[editar]

Puedes llevar tu teléfono móvil y usarlo a través de tu operador local —roaming— u obtener una tarjeta SIM de un proveedor local. Otra opción es comprar teléfonos móviles prepagos baratos de gama baja en el lugar que deseas visitar.

Teléfono público

[editar]

Aunque todavía existen, la cantidad de teléfonos públicos está disminuyendo y la mayoría solo pueden realizar llamadas salientes. Las líneas troncales o las llamadas de larga distancia suelen ser caras y el costo mínimo inicial es más alto. El uso de tarjetas telefónicas prepagas —necesarias para algunos teléfonos— puede ahorrar algunos costos.

Las llamadas de larga distancia que funcionan con monedas son tradicionalmente asistidas por operadores, por lo que tienen las tarifas más bajas. Solo las llamadas que llegan al correo de voz incurrirán en el cargo total, incluso si la otra parte no puede devolver la llamada.

Verifica la información en la cabina antes de llamar, especialmente en cabinas de teléfonos públicos sin las principales marcas de proveedores. Aunque a veces puede haber proveedores más baratos, los profesionales generalmente cobrarán tarifas más altas o más bajas. Si pagas con tarjeta de crédito, esto puede ser un problema desagradable.

Por lo general, las llamadas de cortesía en los aeropuertos y lugares similares harán sonar ciertos taxis o servicios similares para viajeros. Presta atención a estos para que no necesites utilizar un teléfono público.

Tarjeta telefónica prepaga

[editar]

Cada tienda está llena de una serie de confusas tarjetas telefónicas prepagas que se pueden usar a través de teléfonos públicos o teléfonos regulares. Aunque la mayoría de las tarjetas son adecuadas para realizar llamadas desde cualquier lugar, algunas ofrecen tarifas de llamadas preferenciales para países/regiones específicos.

Por lo general, el acceso a estos servicios se realiza a través de un número de teléfono gratuito, que permite realizar la mayoría de las llamadas de forma gratuita —ten en cuenta que algunos teléfonos públicos y teléfonos de hoteles cobrarán llamadas gratuitas; es posible que a los números gratuitos se les cobre por tiempo aire en teléfonos móviles—. Luego, la llamada se redirigirá a un proveedor de telefonía de larga distancia o servidor de voz por Internet más económico y competitivo.

Aunque estas tarjetas suelen tener excelentes precios internacionales, leae atentamente la letra pequeña. Contiene información sobre cuándo se aplicará la mejor tarifa disponible. Muchas tarjetas tienen tarifas ocultas —por ejemplo, la tarifa por el primer minuto de una llamada de larga distancia aumenta considerablemente, incluso si solo responde un contestador automático, o incluso si la tarjeta no se usa, habrá una tarifa mensual—. Se trata de una trampa por negligencia, porque puede eliminar rápidamente el valor de la tarjeta, especialmente si realizas principalmente llamadas cortas o dejas la tarjeta inactiva, y el tiempo restante está en juego. Las llamadas iniciadas a través de llamadas gratuitas desde teléfonos públicos de Estados Unidos pueden incurrir en tarifas o recargos más altos, porque el propietario de un número gratuito debe pagar sesenta centavos por cada llamada a larga distancia.

Varios proveedores ofrecen tarjetas de llamadas sin PIN: registra un número de teléfono —como su número de teléfono móvil— y agrega saldo cuando sea bajo.

Tarjeta de teléfono

[editar]

Algunos proveedores de servicios telefónicos proporcionan tarjetas telefónicas, que generalmente están conectadas a tu cuenta de teléfono existente, que se pueden solicitar antes de viajar.

Estas permiten realizar llamadas externas en el viaje, inicialmente proporcionando al operador un número de tarjeta de llamada. También puedes recibir un número para conectarte con tu proveedor de servicios local y hacer una llamada desde el extranjero, lo que te permite hablar con el operador en tu idioma nativo.

Estos servicios generalmente cobran un recargo basado en la tarifa habitual del proveedor. Dependiendo de la compañía de telecomunicaciones, puedes obtener una tarjeta de llamadas que solo está vinculada a una tarjeta de crédito sin usar el servicio telefónico. Al marcar el número de acceso y seguir las instrucciones allí, puedes comunicarte con varios servicios de terceros.

VoIP

[editar]

Si puedes acceder completamente a Internet con buena conexión, realizar una llamada a través de Internet es la opción más barata. Si tienes instalado una aplicación de llamadas en tu teléfono móvil y estás conectado a Internet mismo tiempo, generalmente puedes hacer llamadas gratis.

Si tu teléfono puede conectarse a Wi-Fi, hacer llamadas económicas puede ser tan simple como instalar una aplicación gratuita —un cliente SIP universal o aplicaciones como Zoom— y acceder a un punto de acceso Wi-Fi. Un software similar de «softphone» utiliza un micrófono y altavoces integrados para ejecutarse en una computadora portátil o tableta. Sin embargo, los auriculares con micrófonos pueden proporcionar un mejor audio.

Según la conexión de red, la calidad de las conexiones telefónicas por Internet varía mucho. Algunas redes públicas pueden bloquear el VoIP, algunas redes tienen una latencia muy alta, muchas redes son demasiado lentas y, en algunos países, la telefonía por Internet puede bloquearse por completo para proteger los ingresos de las compañías telefónicas nacionales. Etisalat, el proveedor de telecomunicaciones de propiedad estatal en los Emiratos Árabes Unidos, ha estado bloqueando el acceso a Skype, pero algunos hoteles pueden brindar acceso a través del servicio TheWayOut Wi-Fi.

Debes instalar la aplicación VoIP y seleccionar un proveedor de servicios de voz —VSP— para probar su configuración antes de salir.

Teléfonos durante el vuelo

[editar]

Algunos vuelos ofrecen servicio telefónico a través de un teléfono en el asiento. Por lo general, cuestan alrededor de 5 dólares por minuto por una llamada de voz o 2 dólares por SMS.

Responder

[editar]

Teléfonos en la habitación

[editar]

Los hoteles y moteles no suelen cobrar por las llamadas que se reciben. Comprueba si hay cargos por teléfono antes de dar el número telefónico de un hotel para que te llamen.

Normalmente se cobra por los faxes recibidos.

Correo de voz

[editar]

Si vas a estar fuera del alcance de un teléfono, pero quieres recibir llamadas, el buzón de voz puede ser una opción. La mayoría de los proveedores de servicios telefónicos ofrecen esa opción, normalmente como complemento de un número de teléfono fijo, de mensáfono, de móvil o de Internet. Algunos lo ofrecen como un servicio independiente.

Por lo general, puedes consultar el buzón de voz a distancia; obtén el número y datos de acceso de tu proveedor de buzón de voz antes de salir de casa.

Voz sobre IP

[editar]

Si tienes acceso a Internet de banda ancha durante tus viajes, la voz sobre IP te permite llevar un número de teléfono de tu país natal a donde sea que vayas, normalmente por uno o dos céntimos el minuto. Existen aplicaciones para el protocolo de inicio de sesión —SIP— tanto para ordenadores portátiles como para pequeños dispositivos móviles como el sistema Android de Google. A diferencia de un teléfono móvil —que incurre en importantes gastos de roaming cuando lo llevas a otro país—, las llamadas a tu dispositivo se dirigirán a través de Internet, cuyo coste en el caso de la banda ancha rara vez depende de la cantidad de tráfico. Pero si tu conexión es a través de la red de telefonía móvil o una conexión por satélite, el coste por megabyte puede ser elevado.

Móvil

[editar]

Dependiendo de la duración de tu viaje, puede tener sentido comprar un teléfono móvil prepago en el país al que vas a viajar o una tarjeta SIM local para utilizarla en tu móvil. El roaming con puede ser utilizable cuando visitas un país de la Unión Europea desde otro, pero más allá el coste puede ser prohibitivo o el servicio no estar disponible. Muchos teléfonos prepago no tienen itinerancia. En la mayor parte de Europa una tarjeta SIM prepago suele ser muy barata —€ 10 o menos con algo de crédito incluido—. En algunos países —por ejemplo, Italia— los usuarios pueden necesitar presentar una identificación y/o un código fiscal local.

Hay múltiples sistemas incompatibles —GSM, CDMA, UMTS— y las frecuencias utilizadas también varían de un continente a otro. Algunos teléfonos están bloqueados para un proveedor, por lo que es necesario un código de desbloqueo para poder utilizarlos con una tarjeta SIM local. También pueden ser simplemente incompatibles con la red o redes de un destino.

Teléfonos por satélite

[editar]

En lugares remotos, sin cobertura de telefonía móvil, un teléfono por satélite puede ser tu única opción. Hay que estar al aire libre con una línea de visión clara hacia el satélite para poder hacer una llamada. El servicio se utiliza en el transporte marítimo, incluidas las embarcaciones de recreo, así como en las expediciones a lugares remotos sin infraestructura móvil y en las misiones de ayuda en caso de catástrofe en lugares donde la red nacional está dañada o destruida.

Al ser la opción más cara, la telefonía por satélite se utiliza cuando no hay ningún otro servicio disponible.

Los teléfonos por satélite pueden no estar disponibles para su compra o ser ilegales en Arabia Saudí, China, India, Myanmar —antes Birmania—, Cuba, Irán, Libia, Corea del Norte, Sri Lanka del Norte y Siria. Sin embargo, funcionarán en estas zonas. Algunos países exigen un permiso especial para utilizar teléfonos por satélite en su territorio.

Esta guía es considerada útil. Tiene información suficiente para llegar y algunos lugares para comer y dormir. Un aventurero podría usar esta información. Si encuentras un error, infórmalo o sé valiente y ayuda a mejorarlo.