De Wikiviajes, la guía libre de viajes
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Introducción[editar]

San Marino, oficialmente la Serenísima República de San Marino (en italiano: Serenissima Repubblica di San Marino), es un pequeño país de Europa Occidental, el Estado soberano más antiguo del mundo. Es un enclave rodeado de territorio italiano, entre Emilia-Romaña y las Marcas. Aunque es un territorio montañoso sin salida al mar, está a unos 10 kilómetros del mar Adriático.


Comprender[editar]

San Marino es considerado el estado soberano más antiguo del mundo. Es un pequeño estado, situado en el interior de Italia. Con una superficie de 61 19 km² y alrededor de 32.000 habitantes, es considerado como uno de los microestados europeos. Es el único sobreviviente del mosaico de estados independientes que solían formar la península italiana antes de la unificación de Italia. Se encuentra a 657 msnm con espectaculares vistas de los alrededores y la costa del Adriático, a solo 10 km de Rimini. La leyenda dice que el fundador de San Marino, un albañil, llegó de la isla de Rab en Dalmacia, y subió al monte Titano para fundar una pequeña comunidad de cristianos, perseguidos por su fe por el emperador Diocleciano. San Marino se dio una constitución en 1600, la constitución escrita más antigua aún vigente, y la única constitución republicana escrita en latín que todavía tiene fuerza de ley. Durante el tumultuoso período que comenzó con la Revolución Francesa, San Marino logró preservar su independencia a través de varios golpes de suerte. Primero, un político sanmarinés se hizo amigo del general corso Napoleón Bonaparte durante su campaña italiana, pero sabiamente rechazó sus ofertas por más territorio. Más tarde, la pequeña república dio refugio a otros republicanos en toda Italia, incluido Garibaldi, lo que lo hizo estar dispuesto a respetar los deseos de los sanmarinenses de mantenerse independientes. San Marino también otorgó la ciudadanía honoraria a Abraham Lincoln, lo que inspiró al Gran Emancipador a alabar a las antiguas y estables instituciones republicanas de San Marino y señalarlas como un ejemplo a seguir por los Estados Unidos y el mundo.

San Marino se compone de unas pocas ciudades repartidas por el campo. La capital de San Marino, la ciudad de San Marino (Città di San Marino), está situada en lo alto de una montaña. La capital está rodeada por un muro y tres torres distintas dan al resto del país. "San Marino: Centro histórico y monte Titano" se convirtió en parte de la Lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO en 2008.

Las ciudades que rodean la capital son más industriales y generalmente no tan atractivas como la ciudad principal. San Marino es 20 veces más grande que Mónaco y la mitad del tamaño de Liechtenstein.

La política exterior de San Marino está alineada con la de Italia, que la rodea. Las tendencias sociales y políticas en la república también siguen de cerca las de su vecino más grande. Para dar solo un ejemplo, San Marino fue gobernado por un partido fascista local desde 1923, y solo tres días después de la caída de Mussolini en 1943, los fascistas sanmarineses también perdieron el poder. Sin embargo, San Marino permaneció oficialmente neutral en ambas guerras mundiales, pero hubo voluntarios sanmarineses en la Primera Guerra Mundial en el lado italiano, y el gobierno de San Marino tuvo que aclarar explícitamente que no había declarado la guerra a Gran Bretaña en 1940. Más tarde, La neutralidad sanmarinense fue ignorada por los británicos, que bombardearon las presuntas instalaciones militares alemanas, y los alemanes, que ocuparon brevemente el país antes de ser derrotados por los británicos

Clima[editar]

El clima de San Marino es mediterráneo suave, con húmedos inviernos y secos y calientes veranos.

Llegar[editar]

Aunque San Marino no es oficialmente parte del área Schengen, no hay controles fronterizos cuando se viaja desde Italia, así que, por efectos prácticos, puede considerarse parte del área Schengen. Sin embargo, los extranjeros que permanecen más de 20 días en San Marino deben tener un permiso del gobierno.

En avión

San Marino no tiene aeropuertos. El aeropuerto principal más cercano es el Aeropuerto Internacional Federico Fellini (RMI) en Rimini. Para llegar a San Marino desde el aeropuerto, tendrá que conducir o tomar el autobús que parte de la estación de trenes de Rimini a San Marino. Hay otros aeropuertos en Ancona, Bolonia y Forlì.

En tren

San Marino no tiene estaciones ferroviarias. La estación principal de trenes más cercana está en Rimini. San Marino es uno de los dos únicos países de Europa continental sin servicio ferroviario o líneas, pero a diferencia de Andorra, sí tenía una línea en el pasado. Desafortunadamente, dicha línea no sobrevivió a la Segunda Guerra Mundial, aunque muchos puentes, túneles y estaciones en desuso todavía son bien visibles, y en algunos casos han sido restaurados y convertidos en parques, senderos públicos o rutas de tráfico. Junto a la estación terminal de la Ciudad de San Marino, un tramo electrificado de 800 m de largo se ha reactivado por razones turísticas y promocionales, y el gobierno de San Marino ha anunciado planes para la restauración de la línea al menos hasta Borgo Maggiore.

En auto

No debería tener problemas para conducir a San Marino. Los controles fronterizos no existen.

La ciudad de San Marino tiene estacionamiento limitado, así que, ¿por qué no dejar su automóvil en el cercano Borgo Maggiore y tomar el teleférico hasta la ciudad? Hay mucho estacionamiento cerca de la estación del teleférico.

En autobús

Estación de autobuses de San Marino, Piazzale Marino Calcigini (por el estacionamiento P1A directamente debajo/al oeste de Via Piana). Un autobús sale de Rimini a San Marino diariamente aproximadamente una vez por hora, con paradas en el camino en Dogana, Serravalle, Domagnano y Borgo Maggiore. Un boleto de regreso cuesta alrededor de € 10. Este autobús se puede encontrar a las afueras de la estación de trenes de Rimini en el lado opuesto de la calle desde la entrada de la estación de trenes. Tenga en cuenta que si se presenta unos pocos minutos antes de la salida, puede estar lleno y se le puede pedir que espere hasta el próximo autobús, una hora más tarde. Quizás sea aconsejable presentarse un poco antes para asegurarse de que haya suficientes asientos en el autobús. Los boletos se pueden comprar en el autobús o en el Centro de Información Turística.

Desplazarse[editar]

Al ser un estado muy pequeño, caminar es la mejor forma para conocer San Marino. Solo hay unas pocas calles en las que los automóviles pueden conducir (y solo si son automóviles pequeños). Tenga en cuenta que la ciudad de San Marino es bastante vertical, lo que hace que sea potencialmente difícil para aquellos con problemas de movilidad subir las calles adoquinadas. Sin embargo, hay ascensores repartidos por toda la ciudad que permiten un movimiento más fácil por la ciudad.

Hay un funicular (funivia) de 1,5 km (0,93 millas) que conecta la ciudad de San Marino con Borgo Maggiore. €2.80 por un boleto de ida, €4.50 ida y vuelta.

Fuera de la capital, caminar no es tan fácil. San Marino es el único país del mundo con más vehículos que personas, y eso se nota: las aceras son inconsistentes en el mejor de los casos, especialmente cuando se viaja entre ciudades. Sin embargo, hay un camino de piedra sombreado, Costa dell'Arnella, entre la ciudad de San Marino y Borgo Maggiore. Comienza en el extremo occidental de Contrada Omerelli y termina a poca distancia de la estación del teleférico Borgo Maggiore. Debido a que la ciudad de San Marino está tan alta, el camino es bastante empinado.

El autobús desde Rímini es algo útil para viajar entre ciudades, y San Marino también tiene su propio sistema de autobuses.

Hablar[editar]

En San Marino se habla el italiano, aunque, debido a su situación geográfica, también se habla emiliano-romañol.

El inglés se aprende en la escuela en San Marino y el ruso se habla en muchas tiendas debido a los muchos turistas rusos.

La Akademio Internacia de la Sciencoj San Marino (Academia Internacional de Ciencias San Marino) tiene sus conferencias en San Marino y usa el idioma esperanto.

Ver[editar]

  • Piazza della Libertà
  • San Francisco
  • Las Fortalezas

Hacer[editar]

Comprar[editar]

Dinero

San Marino usa el euro, como varios otros países europeos. Un euro se divide en 100 centavos. El símbolo oficial del euro es €, y su código ISO es EUR. No hay símbolo oficial para el centavo.

Todos los billetes y monedas de esta moneda común son de curso legal dentro de todos los países, excepto que las monedas de baja denominación (uno y dos centavos) se eliminan gradualmente en algunos de ellos. Los billetes se ven iguales en todos los países, mientras que las monedas tienen un diseño común estándar en un lado y un diseño nacional específico del país en el otro. El último lado también se utiliza para diferentes diseños de monedas conmemorativas. El diseño en el lado nacional no afecta el uso de la moneda.

Al igual que otros estados que tienen el euro como moneda, San Marino tiene sus propios patrones en la parte posterior de las monedas en euros. Puede intentar obtener estas monedas yendo a comprar cosas y recogiendo las monedas de esa manera, pero una solución más rápida es comprar el juego en una tienda de recuerdos. Presta atención, porque algunos de estos conjuntos carecen de las monedas de €1 y €2.

Hay tiendas de souvenirs y ropa en todas partes en la ciudad de San Marino.

Los precios de artículos como cámaras desechables y baterías son más baratos en San Marino que en Italia. Esto se debe en parte a que en San Marino no tiene que pagar el 20% de IVA que debe pagar en Italia.

Una piedina.

Comer[editar]

La comida de San Marino es conocida por seguir una dieta mediterránea. Se parece mucho a la comida italiana. También se puede comer piedinas. De postre, algo propio de San Marino es, por ejemplo, una torta tre monti.

Beber y salir[editar]

San Marino produce diversos tipos de vinos, con lo que se puede disfrutar de muchos tipos de vinos en el estado.

Dormir[editar]

Seguridad[editar]

San Marino es un país seguro. Como en cualquier otro lugar que atraiga a muchos turistas, debe tener cuidado con los carteristas.

Salud[editar]

Este es un lugar muy saludable. Si se enferma, los procedimientos son los mismos que en la Unión Europea, aunque es probable que las condiciones graves lo transfieran a Rimini.

El agua del grifo es potable.

Respetar[editar]

San Marino es un país orgulloso y debe considerarse a este respecto. Sea respetuoso al tomarse fotos con los guardias. Una sonrisa servirá pero los gestos con las manos / caras divertidas no se reciben bien.

Se consideraría ofensivo llamarlos "italianos", no es que no les gusten los italianos, sino que simplemente están orgullosos de su independencia.

Alrededores[editar]

Al ser un estado muy pequeño, se puede pasar la frontera a lugares cercanos de Italia.