Turismo en la Ciudad de Buenos Aires

De Wikiviajes, la guía libre de viajes
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
El Aeropuerto Internacional Ministro Pistarini es el principal punto de llegada de turistas extranjeros.

La Ciudad de Buenos Aires tiene un extenso y variado interés turístico, con zonas ricas en contenido histórico, cultural y arquitectónico. Los principales lugares se agrupan principalmente en el Eje Cívico, en San Telmo, en Recoleta, en Puerto Madero, en las cercanías de la Manzana de las Luces, en la city porteña, en las cercanías de la Plaza Lavalle y en las cercanías de la Plaza San Martín.

Datos estadísticos[editar]

Según estadísticas del Ente de Turismo de la Ciudad de Buenos Aires, en junio del 2008 la mayor cantidad de visitantes extranjeros de la ciudad eran de países limítrofes, seguidos por los visitantes europeos. Los extranjeros que visitan la ciudad lo hacen en su gran mayoría por motivos vacacionales, prefiriendo en primer lugar el barrio de la Recoleta y luego el Centro porteño. Por parte de los visitantes nacionales, el origen de la mayoría es la región Centro (Córdoba e interior de la provincia de Buenos Aires), motivados a viajar principalmente por la visita a familiares o amigos, y que visitan principalmente el Centro porteño, y en segundo lugar el barrio de la Recoleta[1]

Eje cívico[editar]

Se considera eje cívico o histórico al conjunto de la Plaza de Mayo y sus alrededores, la Avenida de Mayo y la Plaza del Congreso y sus alrededores. Se lo llama de esta forma porque la Avenida de Mayo une ambas plazas, formando un eje entre la sede del Poder Ejecutivo Nacional y la sede del Poder Legislativo Nacional.

Plaza de Mayo[editar]

Parte del sector donde se encuentra actualmente fue ocupado por las primeras misiones jesuíticas que arribaron a la zona, hasta que se trasladaron en 1661 a la zona que hoy se conoce como la Manzana de las Luces. Durante un tiempo existió una recova que dividía la Plaza en dos: un sector llamado "Plaza Mayor", que luego sería renombrada como "de la Victoria", y otro conocido como "Plaza del Fuerte", renombrada posteriormente como "del Mercado" y "25 de Mayo". En el centro de esta plaza se encuentra la Pirámide de Mayo, que originalmente era un obelisco de adobe construido para el primer aniversario de la Revolución de Mayo. En el sector este de la plaza se encuentra el Monumento ecuestre al General Manuel Belgrano inaugurado en 1873, obra del escultor Albert-Ernest Carrier-Belleuse (aunque el caballo fue esculpido en bronce por el argentino Manuel de Santa Coloma).

Pirámide de Mayo, su versión original fue construida para conmemorar el primer aniversario de la Revolución de Mayo.

Hacia el este de la Plaza de Mayo se encuentra la Casa Rosada, sede del Poder Ejecutivo de la Nación Argentina desde 1862. Allí funcionaba antiguamente el Fuerte de Buenos Aires (Real Fortaleza de Don Juan Baltasar de Austria), que fue demolido parcialmente en 1853 y en forma total en 1882. La fachada se caracteriza por su particular color rosado, y por la falta de simetría como consecuencia de la demolición parcial del ala sur en 1938. Detrás de la Casa de Gobierno existe un foso donde pueden verse las ruinas de la Aduana Nueva o de Taylor, construida entre 1855 y 1857. El edificio, de estructura semicircular, fue diseñado por el arquitecto Eduardo Taylor y por unas décadas se convirtió en uno de los símbolos de la ciudad. La aduana estaba instalada allí porque hasta finales del siglo XIX el Río de la Plata se extendía prácticamente hasta donde actualmente se encuentra la Plaza Colón, unos metros al este de la Casa Rosada.

Hacia el este puede encontrarse la ya citada Plaza Colón, en cuyo centro se encuentra el Monumento a Colón. Realizado en honor a Cristóbal Colón fue construido por Arnaldo Zocchi en mármol de Carrara, y fue un obsequio de la comunidad italiana a la Argentina por el centenario de la Revolución de Mayo. La piedra inaugural se instaló el 24 de mayo de 1910 y fue traído desarmado desde Italia junto con autor, inaugurándose recién en 1921. La base del monumento posee una puerta que conduce a una cripta que iba a ser utilizada como Museo Colombino, proyecto que nunca se llevó a cabo. En la actualidad se encuentra allí el Centro de Interpretación Histórico de la Ciudad. Al noroeste de esta plaza se encuentra la Plazoleta 11 de junio de 1580, en la que se encuentra instalado un monumento a Juan de Garay. El monumento, que fue obra del artista alemán Gustav Eberlein, fue concluido en 1915 y en la misma plazoleta se plantó un retoño del Árbol de Guernica, símbolo del pueblo vasco.

Hacia el sur de la Plaza de Mayo se encuentra el edificio de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), está construido en el solar que ocupara la casa de Antonio González Balcarce y parte del antiguo Congreso de la Nación Argentina. El solar fue en un principio un mercado de carnes, luego fue convertido en el cuartel del Regimiento de Patricios y entre 1864 y 1905 fue sede del Poder Legislativo Nacional. De ese antiguo edificio se conservan sólo la sala de sesiones, que permitía la presencia de 800 espectadores, el vestíbulo de entrada y parte del mobiliario. También se encuentra en su interior la biblioteca de la Academia Nacional de la Historia, que se halla en el lugar donde se encontraba la mencionada casa de Balcarce. En sus revestimientos de granito, muy cerca de la salida del Subte A Plaza de Mayo, se encuentran los únicos signos del ametrallamiento aéreo del 16 de junio de 1955, con el Bombardeo de la Plaza de Mayo.

Hacia el sudoeste, se encuentra el Palacio de la Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires, donde funciona el Poder Legislativo de la Ciudad de Buenos Aires. Inaugurada en 1931, fue obra del arquitecto Héctor Ayerza utilizando el estilo academicista francés. En su frente posee un complejo artístico de 26 estatuas que simbolizan diversos elementos vinculados al gobierno de la ciudad. Se destaca además un mirador de 95 metros de alto que posee cinco campanas (llamadas La Santa María, La Pinta, La Niña, La Porteña y La Argentina) y un reloj de cuatro cuadrantes. Puede observarse además un carillón que posee 30 campanas de diverso peso, llegando a superar la mayor las 4 toneladas.

Casa Rosada, sede del Poder Ejecutivo Nacional.

Hacia el oeste de la Plaza de Mayo, hacia el sur de la Avenida de Mayo, se encuentra el Cabildo de Buenos Aires, que durante siglos fue la máxima autoridad de la ciudad. Parte de su fachada fue demolida para la ampliación de la Avenida de Mayo y la Diagonal Sur, quitándole seis de sus once arcos. Lo que quedó de él fue reconstruido totalmente en 1940 para darle una fisonomía similar a la que tenía en 1810. Algunas habitaciones del Cabildo fueron utilizadas durante un tiempo como calabozos, y pueden observarse desde el patio del edifio.

Dirigiéndose hacia el oeste de la Plaza de Mayo, en la zona norte de la Avenida de Mayo, se encuentra el Palacio de Gobierno de Buenos Aires, sede del Poder Ejecutivo de la Ciudad. Fue construido entre 1891 y 1902, según un proyecto del arquitecto Juan Antonio Buschiazzo, combinando elementos de la arquitectura francesa, italiana y alemana.

Hacia el noroeste de la Plaza de Mayo se encuentra la Catedral Metropolitana de Buenos Aires, en el solar asignado durante la segunda fundación a la Iglesia Mayor. Desde su primera construcción en 1593 (era una capilla de adobe) fueron construidos seis edificios diferentes hasta que entre 1752 y 1852 se construyó el edificio actual. En la Catedral se encuentra además un mausoleo de mármol que alberga el sepulcro de José de San Martín.

Pegado a la Catedral, hacia el este y sobre una esquina, se encuentra el edificio del Banco Francés, de estilo plateresco español en su planta baja. En el solar antiguamente se encontraba la casa Miguel de Azcuénaga, vocal de la Primera Junta, y entre 1927 y 1932 se construyó el actual edificio que fue sede del ex Banco de Crédito Argentino y, originalmente, del Nuevo Banco Italiano.

Por último, hacia el noreste de la Plaza de Mayo se encuentra el edificio del Banco de la Nación Argentina. Entre 1857 y 1888 funcionó el primer Teatro Colón, mientras que el actual edificio fue construido entre 1940 y 1955. El recinto está cubierto con una bóveda que es de la mayores del mundo, ya que sus dimensiones son de 50 metros de diámetro por 36 de altura.

Avenida de Mayo[editar]

Vista de la Avenida de Mayo, en el fondo puede apreciarse la Plaza de Mayo y la Casa Rosada

Esta avenida une la Plaza de Mayo con la Plaza del Congreso. En ella se encuentran muchos de los exponentes arquitectónicos de la ciudad, así como algunos centros culturales y sociales emblemáticos de los porteños.

Avanzando desde la Plaza de Mayo se encuentra la Casa de la Cultura. El edificio fue construido a finales del siglo XIX para ser sede del La Prensa, periódico fundado por José Clemente Paz. Su fachada es el único ejemplo en Argentina del estilo del arquitecto Charles Garnier, y la torre es coronada por una estatua realizada por el escultor Maurice Bouval.

En esta avenida se encuentran dos cafés que son un símbolo de Buenos Aires, el Café Los 36 Billares y el Café Tortoni. El 36 Billares fue inaugurado en 1894, y fue pionero en poseer mesas de billar en sus instalaciones. El Tortoni fue inaugurado en 1858, pero funcionaba en un edificio ubicado en la esquina de las calles Rivadavia y Esmeralda. Fue trasladado a su actual ubicación en 1880, y la fachada de la Avenida fue construida en 1893. Fue el primer bar de la ciudad que colocó mesas y sillas en la veredas, algo que luego fue copiado por muchos. Entre 1926 y 1943 se reunió en el café la Peña de Artes y Letras, por la que pasaron Benito Quinquela Martín, Alfonsina Storni, Jorge Luis Borges y Roberto Arlt, entre otros.

También existen algunos hoteles que en su momento fueron clásicos de la ciudad. El Chacabuco Mansions Hotel funcionó en el edificio Drabble. Este edificio tiene un estilo academicista, y fue proyectado por Adolfo Büttner en 1893. El Hotel Chile es uno de los mejores exponentes del art nouveau de Buenos Aires, proyectado por el arquitecto Louis Dubois en 1907. También se encuentra el Hotel Castelar, que en un principio fue el Hotel Excelsior. Fue inaugurado en 1928 y fue una obra del arquitecto Mario Palanti. En este hotel se reunía la peña Signo, formada entre otros por Federico García Lorca.

El Palacio Barolo, uno de los edificios más altos de la ciudad, tiene su diseño basado en la Divina Comedia.

Existen otros llamativos edificios como el Palacio Barolo y el de La Inmobiliaria. El Palacio Barolo fue diseñado por el arquitecto Mario Palanti, tiene un estilo antiacademicista y su diseño está basado en la Divina Comedia. Fue inaugurado el 7 de julio de 1923 y hasta 1935 fue el más alto de la ciudad. La Inmobiliaria fue construida en 1910 por el arquitecto Luis Broggi. Fue financiada por la compañía de seguros La Inmobiliaria para utilizarla como sede, pero actualmente está ocupada por un conjunto de comercios y viviendas.

En esta avenida se encuentran además dos edificios de la función pública, la dependencia de la Policía Federal Argentina y la oficina de la AFIP. La edificio de la dependencia de la PFA fue construido en 1926 como sede del diario Crítica, que llegó a alcanzar el millón de ejemplares de tirada. En el edificio que ocupa actualmente la AFIP se encontraba en un principio el Hotel Majestic. Este hotel fue inaugurado el 13 de mayo de 1910, y en él se alojaron las delegaciones que arribaron para los festejos del Centenario de la Revolución de Mayo.

Por debajo de la Avenida pasa la primera línea de transporte subterráneo construida en Iberoamérica, la Línea A del subte de Buenos Aires, que fue inaugurada el 1 de diciembre de 1913. La línea es una atracción turística porque todavía conserva los trenes La Brugeoise de ésa época, por lo que tiene un atractivo histórico muy importante.

Plaza del Congreso[editar]

El Pensador de Rodin, en la Plaza Mariano Moreno existe una réplica firmada.

La Avenida de Mayo desemboca en un complejo de tres plazas: la Plaza Lorea, la Plaza Mariano Moreno y la Plaza del Congreso. La zona se caracteriza no sólo porque se encuentran una gran cantidad de edificios emblemáticos, sino también por la cantidad de esculturas y monumentos que se encuentran en las plazas.

La Plaza Lorea era antiguamente una quinta perteneciente a Isidro Lorea, que donó al gobierno con la condición de que sea convertida en una plaza pública que lleve su nombre. En un principio esta plaza estaba constituida por el sector que actualmente ocupa sumado al de la plaza Mariano Moreno, pero actualmente su espacio se ha reducido y sólo cuenta con un monumento: en honor a José Manuel Estrada.

La Plaza Mariano Moreno posee dos obras muy importantes: una réplica de El Pensador de Rodin y el monumento a Mariano Moreno. La primera es una réplica firmada en bronce, instalada en 1907 en esta plaza. El segundo honra al secretario de la Primera Junta, y es una estatua de bronce esculpida por el español Miguel Blay y Fábregas y fue instalado en la plaza en 1910.

Palacio del Congreso, sede del Poder Legislativo de la Nación.

La Plaza del Congreso es la de mayor superficie y se encuentra frente al Palacio del Congreso de la Nación Argentina. Aquí se encuentra el Monumento a los Dos Congresos, en honor a la Asamblea del Año XIII y el Congreso de Tucumán. Fue realizado en Bruselas en 1908 por el artista Jules Lagae, y el basamento esta construido en piedra de Nancy y las figuras fundidas en bronce. Desde 1999 se encuentra una estatua en honor a Ricardo Balbín, un dirigente de la Unión Cívica Radical, realizado por el artista Raúl Cano.

El edificio más importante de la zona es el Palacio del Congreso de la Nación Argentina, sede del Poder Legislativo Nacional. El diseño del edificio fue obra del arquitecto Vittorio Meano, y fue inaugurado en 1906. El estilo arquitectónico es un tardío academicismo italiano, en el que se destaca la inmensa cúpula, que se eleva 85 metros desde la calle, trabajada en mármol y revestida en cobre.

También puede observarse en el lugar diferentes edificios caracterizados por sus fachadas, como la ex Caja de Previsión y la Confitería El Molino. El edificio de la ex Caja de Previsión fue construido en 1928 por el arquitecto Atilio Locati. En este edificio se destaca el reloj instalado es la parte superior, donde dos figuras de bronce de 4 toneladas golpean una campana para dar la hora. La Confitería El Molino se llama así porque en las cercanías funcionó el primer molino harinero de la ciudad. Tiene un estilo art nouveau, y se distingue por las aspas de molino colocadas en la parte superior de su ochava.

Recoleta[editar]

El barrio se destaca por la gran cantidad de instituciones culturales que residen en él. Allí pueden encontrarse museos, centros de exposiciones, centros culturales y hasta algunas de las facultades más importantes del país.

El Museo Nacional de Bellas Artes, uno de los más importantes de la Argentina.

En Recoleta puede encontrarse el Centro Cultural Recoleta, que comenzó a funcionar a partir de 1980. Anteriormente fue parte del convento de los frailes Recoletos y funcionó como asilo de mendigos y de ancianos. Para su utilización como centro cultural fueron necesarias una serie de remodelaciones, que fueron encargadas a los arquitectos Clorindo Testa, Jacques Bedel y Luis Benedit. Actualmente el CCR cuenta con 27 salas de exposiciones, entre la que se destaca la Sala Cronopios.

Otra importante institución cultural es el Museo Nacional de Bellas Artes, uno de los más importantes tanto de la Argentina como de Sudamérica. Cuanta con más de 9 mil obras, aunque sólo son exhibidas 500 en las 32 salas con las que cuenta el museo. En la planta baja existe una exposición sobre arte occidental desde la Edad Media a la actualidad, mientras que en el segundo piso sólo se exhibe arte argentino.

El Palais de Glace es actualmente un centro de exposiciones artísticas, pero fue inaugurado en 1911 como una pista para patinaje sobre hielo. Luego fue transformada en una pista de baile, por donde pasaron varias de las principales orquestas de tango de la Argentina. En 1932 fue refaccionado y convertido en centro de exposiciones, hasta que en 1954 fue utilizado como set de televisión de Canal 7. A partir de 1960 el edificio recuperó la función dada en la década de 1930: volvió a funcionar como centro de exposiciones artísticas.

En el barrio se encuentra la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires, cuya sede es un edificio emblemático de la ciudad. Su diseño está inspirado en el estilo dórico, sin otra decoración más allá de su propia estructura. El proyecto de más de 40 mil metros cuadrados fue adjudicado a los arquitectos Arturo Ochoa, Ismael Chiapore y Pedro Vivent; y la obra fue terminada en 1949.

Uno de los lugares turísticos más importantes del barrio es el Cementerio de la Recoleta. El cementerio fue diseñado por Prosper Catelin, y fue inaugurado en 1822. La principal atracción son las diversas esculturas artísticas que adornan los mausoleos, pero es especialmente frecuentado por turistas que desean ver el lugar donde descansan los restos de Eva Perón.

En las cercanías del cementerio y el Centro Cultural Recoleta puede observarse la Basílica Nuestra Señora del Pilar. La construcción del templo comenzó en 1720 dirigida por el arquitecto Andrés Blanqui, y la obra fue finalmente inaugurada en 1732. La fachada está construida basándose en principios clasicistas, y se distingue en el lateral derecho una doble espadaña coronada por un reloj esférico.

Puerto Madero[editar]

El Buque Museo Fragata Presidente Sarmiento fue inaugurado en 1961.

Puerto Madero es un barrio de la ciudad, que corresponde a la zona donde antiguamente funcionaba el puerto del mismo nombre. En 1989 se decidió la urbanización de esta zona, y el Gobierno Nacional junto a la Municipalidad de Buenos Aires formaron la Corporación Antiguo Puerto Madero, a quien le cedieron los terrenos, que se encargó de las licitaciones. En la actualidad el barrio es uno de los más exclusivos de la ciudad, y es además uno de los centros gastronómicos y hoteleros. El Puerto Madero, en honor a su diseñador Eduardo Madero, fue construido para tener una fisonomía similar al puerto de Londres, y contaba con dos dársenas separadas por cuatro diques.

El primer dique, el Dique 1, tiene 570 metros de largo, y allí se encuentran ubicados un complejo de cines, un anfiteatro y una torre de oficinas. El Anfiteatro, que cuenta con una superficie de 15.000 m2 y tiene una capacidad para 2.500 espectadores, suele ser utilizado por el Gobierno de la ciudad para ofrecer espectáculos gratuitos. El edificio de oficinas es conocido como Torre Malecón, cuenta con 22 pisos y una fisonomía particular.

El Dique 2 también tiene 570 metros de largo, y allí se encuentran gran cantidad de edificios de oficinas, residenciales y hoteles, entre los que puede observarse las Torres El Faro. También puede visitarse el Pabellón de las Artes de la Universidad Católica Argentina, que cuenta con 400 m2 para la exposición del arte plástico argentino.

El Dique 3 es uno de los más atractivos, ya que en él se encuentran el Buque Museo Fragata Sarmiento, el puente de la mujer y algunos de los edificios más altos de la ciudad. La Fragata Sarmiento fue construida en Gran Bretaña a fines del siglo XIX, y su botadura se produjo el 31 de agosto de 1897. Funcionó desde 1898 a 1961, cuando fue convertida en museo, y un año después fue declarada Monumento Histórico Nacional. La Fragata conserva el mobiliario original y son exhibidas fotos de sus travesías. El Puente de la Mujer es un puente peatonal de 160 metros de largo, diseñado por el arquitecto Santiago Calatrava, que atraviesa el Dique 3.

Completan la zona el Dique 4 y la Dársena Norte, en donde se encuentran el Buque Museo Corbeta Uruguay, el Yatch Club Argentino y el ex Hotel de Inmigrantes. La Corbeta Uruguay es la nave argentina más antigua de las que aún se mantienen a flote, ya que fue construida en Inglaterra en 1874. El Yatch Club Argentino se encuentra en la Dársena Norte, fue terminada de construir en 1916 por el arquitecto Eduardo Le Monnier. Su arquitectura combina una torre faro unida a un edificio tipo chalet y a un edificio semicilíndrico. Finalmente, el Ex Gran Hotel de Inmigrantes fue construido entre 1905 y 1911, y aquí fue donde recibieron alojamiento y comida miles de inmigrantes durante la primera mitad del siglo XX.

Plaza Lavalle[editar]

El Obelisco es un símbolo de la Ciudad de Buenos Aires.

En las cercanías de la Plaza Lavalle se encuentran algunos de los sitios históricos, institucionales y culturales de la Ciudad. Parte de esta plaza era parte del hueco de Zamudio, un terreno baldío donde en el siglo XVIII existía una laguna. Uno de los arroyos que solían atravesar la ciudad, el Tercero del Medio, corría por la calle Libertad y giraba hacia el este en Viamonte; para atravesarlo se había construido un puente conocido como Puente de los Suspiros. Para 1822 fue instalado un parque de artillería, que poseía una fábrica de armas y un depósito de pólvora.

Frente a la plaza se encuentra el Teatro Colón.

Este parque fue además el escenario principal de la Revolución del Parque, cuando en julio de 1890 se enfrentaron opositores al gobierno de Juárez Celman con el ejército nacional. La plaza existen varios monumentos y esculturas, y también árboles centenarios. Entre los monumentos se encuentra uno en honor a Juan Lavalle, otro en memoria de los muertos del atentado a la AMIA y finalmente uno que recuerda el accidente aéreo que se cobró la vida de varios bailarines del Teatro Colón en 1971. Entre los árboles centenarios se encuentran plantados algunos agathis australianos de más de 120 años y un Ceibo de Jujuy plantado en 1878 por Torcuato de Alvear.

En el predio del antiguo parque de artillería, y frente a la Plaza Lavalle, se encuentra el Palacio de Justicia de la Nación. Este edificio, sede del Poder Judicial de la Nación y de la Corte Suprema de Justicia, fue inaugurado en 1942 y fue construido según el proyecto de Norberto Maillart, quien es responsable además del Colegio Nacional de Buenos Aires.

Frente a la Plaza se encuentra también el Teatro Colón, uno de los teatros de ópera más importantes del mundo. Su construcción comenzó en 1889, y se basó en un proyecto de Vittorio Meano fue finalmente inaugurado el 25 de mayo de 1908. La sala principal tiene una capacidad para 2.478 espectadores, y cuenta con siete pisos: tres correspondientes a los palcos, y el resto para cazuelas, tertulias, galerías y paraíso.

A unos metros de la plaza se encuentra la Plaza de la República, en cuyo centro se encuentra el Obelisco. El Obelisco fue construido en 1936, para el cuarto centenario de la primera fundación de Buenos Aires, y en sus paredes tiene inscripciones en honor a las dos fundaciones y a la federalización de la ciudad y a la primera vez que se izó en Buenos Aires la bandera nacional.

City porteña[editar]

Es costumbre en el Microcentro tirar papelitos de las ventanas para celebrar el fin de año.

La City porteña o la Zona bancaria es la zona del centro de la ciudad donde se concentran la mayor cantidad de entidades bancarias y financieras. Se encuentra en lo que antiguamente era la parroquia de Catedral al Norte. Aquí pueden visitarse tanto sitios de gran valor arquitectónico como alguno de los tantos museos ubicados en la zona.

En esta zona se encuentra la sede del Banco Central de la República Argentina, compuesta por varios edificios. El más antiguo fue construido entre 1872 y 1876 siguiendo el estilo academicista italiano. En un principio albergó la sede del Banco Hipotecario de la Provincia de Buenos Aires y luego a la Corte Suprema de Justicia. El frente está decorado con columnas corintias y un reloj enmarcado por cariátides.

También se encuentra la sede del Standard Bank, inaugurada el 3 de noviembre de 1924. Su estilo es una adaptación del renacimiento y del plateresco español, con una serie de detalles funcionales norteamericanos. Esta sede reemplazó a la que tenían en la intersección de las calles Bartolomé Mitre y San Martín, y que fue la primera sucursal que abrió ese banco fuera de Estados Unidos. Como curiosidad, en este solar habitó desde 1805 a 1811 Mariano Moreno, secretario de la Primera Junta.

Pueden observarse además las sedes de varios bancos con un gran valor arquitectónico, como la del Banco Santander Río, el Banco de la Provincia de Buenos Aires, el Banco Francés y el Banco Hipotecario. La sede del Banco Santander Río fue inaugurada en 1927 y fue obra del arquitecto Alejandro Bustillo. La sede del Banco de la Provincia de Buenos Aires fue inaugurada en 1942, y en ese mismo predio sesionó la Asamblea del Año XIII. La arquitectura de la sede del Banco Hipotecario, inaugurada en 1966, fue calificada de "brutalista", y diseñada por el arquitecto Clorindo Testa y el estudio SEPRA. Finalmente, la sede del BBVA Banco Francés fue inaugurada en 1926 y tiene rasgos del academicismo francés, destacándose la cúpula ubicada sobre la ochava.

Están ubicados en esta zona algunos de los museos de la ciudad, entre los que se destaca el Museo Mitre. Este museo está instalado en la casa del ex presidente Bartolomé Mitre y abrió sus puertas en 1907. El museo se basa en la vida del político argentino, pudiéndose observar manuscritos, artículos utilizados por Mitre, el mobiliario original y la Biblioteca Americana compuesta por decenas de miles de obras. El Museo Numismático del Banco Central tiene una muestra que supera las 15 mil piezas. Su edificio fue construido en 1862 y alojó a la Bolsa de Comercio y luego al Banco Central. Finalmente, el Museo Policial se encuentra en la zona desde 1967, cuando se mudó a su actual sede. Fue inaugurado en 1899, siendo el segundo de este tipo en el mundo, y reúne elementos históricos, técnicos y criminalísticos.

San Telmo[editar]

El barrio de San Telmo se caracteriza por conservar su imagen antigua, lo que puede observarse en la gran cantidad de casonas de estilo colonial y en sus calles, ya que muchas mantienen el empedrado de adoquines.

La principal plaza del barrio es la Plaza Dorrego, que antiguamente funcionaba como un hueco para que paraban las carretas que iban desde o hacia el centro de la ciudad. Es la segunda plaza más antigua de la ciudad, después de la Plaza de Mayo, y todos los domingos puede visitarse la feria de antigüedades que se realiza en la plaza, con más de 250 puestos comerciales.

Recorriendo la calle Humberto I, desde la Plaza hacia la calle Balcarce, pueden encontrarse tres edificios importantes por su valor histórico y arquitectónico: la Iglesia de San Pedro Telmo, el Museo Penitenciario y la Escuela Rawson. La Iglesia de San Pedro Telmo es una de las más antiguas de la ciudad, ya que fue construida por los jesuitas en 1740. El edificio del Museo Penitenciario, que también es parte de ese complejo jesuita, exhiben objetos y construcciones relacionados con el sistema carcelario argentino. Ese edificio fue construido por los jesuitas y utilizado como colegio, luego de su expulsión el predio pasó a manos de la orden bethlemita y desde 1822 a 1978 funcionó allí una cárcel de mujeres. Finalmente, la Escuela Rawson, que se encuentra en frente de los otros dos edificios, fue ocupado en un principio por la orden bethlemita y entre 1858 y 1887 funcionó la primera escuela de medicina de la Argentina.

En las cercanías de la plaza, dirigiéndose hacia la Autopista 25 de Mayo, puede encontrarse también el Pasaje de la Defensa (antigua casa de la familia Ezeiza) y el Museo de Arte Moderno de Buenos Aires. El Pasaje de la Defensa fue a finales del siglo XIX la residencia de la familia Ezeiza, luego fue un complejo residencial y desde 1981 funciona allí un paseo comercial. El Museo de Arte Moderno se ubica en un edificio donde antiguamente funcionaba una industria tabacalera. El patrimonio del museo abarca artistas argentinos de las décadas de 1940, 1950 y 1960 y producciones internacionales que llegan a la actualidad.

El Museo de Arte Moderno de Buenos aires o MAMBA.

También puede encontrarse en las cercanías de la Plaza la primera Casa de Moneda, que comenzó a funcionar allí en 1881. El estilo de la obra es academicista italiano y fue construida por el ingeniero Eduardo Castilla. En el terreno funcionó en un principio el Hospital del Rey, fundado por Juan de Garay a principios del siglo XVII, luego funcionaron diferentes destacamentos de las fuerzas de seguridad y desde 1881 a 1944 funcionó la Casa de Moneda. Actualmente funciona el Instituto Belgraniano y el Instituto de Estudios Históricos del Ejército. El edificio cuenta con un anexo finalizado en 1914 que fue utilizado para instalar las máquinas de impresión de billetes. Este anexo se destaca por su frente de ladrillos a la vista, y su estructura representativa de la arquitectura funcional inglesa de principios del siglo XX.

Otros símbolos de San Telmo son el tango y la milonga, que puede disfrutarse en sus cafés y salones de espectáculos. Un símbolo de esto es El Viejo Almacén, una vieja casa dedicada a los espectáculos de tango inaugurada en 1968 y conducida hasta 1986 por Edmundo Rivero. En esta casa funcionó desde principios del siglo XIX el Hospital Británico, luego fue convertido en un almacén y varios establecimientos comerciales hasta su transformación en El Viejo Almacén.

Una curiosidad del barrio es la Casa Mínima, la casa más angosta de la ciudad. Esta casa tiene un frente de 2,50 metros de ancho y 13 de profundidad. Se trata de una propieda residual de una propiedad mayor, construida entre fines del siglo XVIII y principios del siglo XIX.

El otro importante espacio de recreación del barrio es el Parque Lezama, que según los historiadores es el sitio donde Pedro de Mendoza fundó por primera vez Buenos Aires. El edificio fue propiedad de particulares hasta que 1894 fue adquirido por la Municipalidad de la Ciudad. En el predio funciona además el Museo Histórico Nacional, que exhibe objetos relacionados con la Revolución de Mayo y la Guerra de la Independencia.

En la plazoleta Coronel Manuel de Olazábal se encuentra el Monumento Canto al Trabajo, una de las obras en bronce más famosas de la escultura argentina. La escultura está compuesta por 14 figuras humanas que arrastran una roca, simbolizando el esfuerzo del trabajo. Es una obra del artista Rogelio Yrurtia, y fue inaugurada en 1927 originalmente en la Plaza Dorrego.

Costanera Sur[editar]

En esta zona se encontró en su momento el Balneario Sur, algo que todavía puede apreciarse por la rambla y los bulevares. Hoy en día, el principal punto de interés es la Reserva Ecológica, establecida en los terrenos ganados al río durante finales del siglo XX.

Vista de los edificios de Puerto Madero desde la Reserva Ecológica.

Las 350 hectáreas de la Reserva Ecológica de Buenos Aires fueron ganadas al río desde 1978 mediante un sistema similar al de los polders de Holanda. El abandono sufrido fue propicio para el crecimiento espontáneo de vegetación y la instalación de variada fauna de la región. En la zona se instalaron no sólo aves e insectos de diferentes especies, sino también reptiles y roedores. La Reserva cuenta con una serie de lagunas, y debido a las semillas que llegaron, o por el Río de la Plata o mediante el traslado del viento, dispone de una flora típica del delta del Río Paraná.

Hacia el oeste de la Reserva se encuentra la Plaza Oesterheld, en donde está ubicada la Antena Monumental. La Antena Monumental es un mástil decorado con figuras de bronce e inscripciones tanto en latín como en italiano, que fue proyectado por el escultor Gianinno Castiglioni. Fue inaugurado en 1927 para conmemorar la visita de Umberto de Saboya ocurrida en 1924.

Varios monumentos y esculturas fueron colocados en la Costanera Sur, entre los que se encuentran el Monumento al Plus Ultra, el Monumento a España, la Estatua de Luis Viale y la Fuente de las Nereidas. El Monumento al Plus Ultra es una figura de bronce, obra de José Lorda, que conmemora el vuelo del Plus Ultra en 1926. El Monumento a España fue construido en 1937 y fue obra de Arturo Dresco, para recordar la acción colonizadora española. La Estatua de Luis Viale fue construida en honor a la acción de este empresario, quien se ahogó tras ceder su salvavidas a una mujer embarazada tras el naufragio del vapor América en 1871. Finalmente, la Fuente de las Nereidas es una obra de la argentina Lola Mora. Fue esculpida en mármol de Carrara en Italia e inaugurada el 21 de mayo de 1903.

Esta zona tiene también un atractivo cultural, ya que existen dos museos: el Centro de Museos de Buenos Aires y el Museo de Calcos. El primero es sede de la Dirección General de Museos, funcionando desde 2002 en el edificio de la antigua Cervecería Munich. El segundo alberga una amplia colección de réplicas de diferentes obras escultóricas alojadas en diferentes partes del mundo, y funciona en las instalaciones de las antiguas caballerizas del Lazareto.

Véase también[editar]

Referencias[editar]

Enlaces externos[editar]