De Wikiviajes, la guía libre de viajes
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Mapa satelital de África.

África es el tercer continente del mundo por extensión territorial y tiene más de mil millones de habitantes. Rodeada por el océano Atlántico y el Índico, además del mar Mediterráneo por el norte, África es una vasta masa de tierra que se extiende por 8.000 kilómetros de norte a sur y 7.500 de este a este. Pese a tener más países que cualquier otro continente (54 en la actualidad), este número no refleja la enorme variedad de pueblos, razas, credos y culturas que habitan estas tierras y que explican, en parte, la larga historia de conflictos que han afectado el desarrollo humano del continente.

África es una tierra de contrastes: el enorme desierto del Sahara es interrumpido por el río Nilo, que nace al interior del continente, cubierto por selvas y enormes lagos como el lago Victoria. Aunque la sabana es probablemente la imagen que más frecuentemente los extranjeros asocian con África, existen cientos de diferentes ecosistemas llegando a encontrar incluso nieve en las alturas del Kilimanjaro y algunas montañas de Sudáfrica.

Las oportunidades de aventura en este continente son enormes: puede recorrer el desierto en caravanas tuaregs, atravesar las junglas en busca de gorilas, hacer un safari entre leones, navegar en piraguas o descansar en una paradisiaca isla del Índico. Sin embargo, no todo es naturaleza. Existen vestigios de ricas culturas antiguas (como las pirámides egipcias o Timbuctú) y aún hay comunidades de tribus que mantienen sus costumbres y tradiciones. Pese a la generalización de África como un continente azotado por guerras, pobreza y corrupción, existen también economías en desarrollo y que poseen ciudades cosmopolitas.

África es la fuente de la raza humana. El segundo continente más grande del mundo tanto en área como en población, ofrece al visitante una combinación única de maravillas naturales, sitios prehistóricos de renombre, numerosos y a menudo extensos restos de varias de las civilizaciones antiguas más importantes del mundo, culturas vibrantes, pueblos remotos y ciudades modernas. . África tiene costas en el Océano Índico al sureste, el Océano Atlántico al oeste, el Mar Rojo al noreste, el Golfo de Adén un poco más al sur y el Mar Mediterráneo al norte. Este enorme continente tiene más de 8.000 km (5.000 millas) de norte a sur y 7.500 km (4.800 millas) de este a oeste con algunas islas aún más alejadas y contiene muchos pueblos, religiones y culturas muy diferentes. África tiene más de 50 países soberanos, la mayor cantidad de cualquier continente.

Algunos afirman que el río Nilo de África es el río más largo del mundo (otros geógrafos sostienen que el Amazonas es más largo); el Nilo corre 6.650 km (más de 4.100 millas) desde Burundi hasta Egipto. El río Congo en la República Democrática del Congo es el segundo más grande en términos de descarga y el más profundo con una profundidad de más de 230 m (750 pies) en algunos lugares. El monte Kilimanjaro en Tanzania es la montaña independiente más alta del mundo con 5.890 m (19.340 pies). El lago Assal en Djibouti es el segundo punto más bajo de la Tierra, el lago más salado fuera de la Antártida y uno de los lugares más calientes de la Tierra. Si bien la primera actividad que la mayoría de la gente asocia con África son los safaris, hay infinitas posibilidades de aventura. Por ejemplo, puede comprar artesanías en los mercados, aventurarse en el Sahara con una caravana tuareg, visitar pueblos tradicionales, caminar por la jungla para observar gorilas, relajarse en islas tropicales en los océanos Índico y Atlántico, comer bocadillos exóticos, remar por un río. En una piragua o viaje a través de la sabana en un ferrocarril de la época colonial.

La diversidad cultural de África no puede ser exagerada: la mayoría de los países son internamente diversos y existen enormes diferencias entre los países musulmanes del norte con sus culturas de influencia árabe y bereber y las naciones subsaharianas, incluida la nación arco iris de Sudáfrica que tiene fuertes Influencias europeas además de Bantu y otras tradiciones africanas. También es el continente con la mayor diversidad genética entre la población con diferencia: hay mucha más diversidad genética entre los africanos que entre los africanos y los habitantes de cualquier otro continente. A pesar de lo que la falta de cobertura mediática podría haberle hecho creer, África no es un solo país, sino más de 50 países, por lo que es imposible hacer generalizaciones sobre "toda África". Además, en parte debido a la naturaleza de las fronteras coloniales,

A pesar de las economías de rápido crecimiento en muchos lugares, todavía existen muchos focos de pobreza tanto en el Magreb como en el África subsahariana. Si bien la pobreza, la corrupción y la violencia étnica y religiosa existen en algunas partes del continente, gran parte de África ha logrado un progreso impresionante, con muchas ciudades que tienen clases medias en crecimiento y enfrentan problemas como atascos de tráfico o transporte público abarrotado, en lugar de la guerra o la hambruna de la que quizás haya oído hablar en algún documental o comercial de ayuda al desarrollo de la década de 1980.

Jirafas en el Parque Masai Mara, Kenia.  
Playas cerca de Ciudad del Cabo, Sudáfrica.  
Una vendedora en Uagadugú, Burkina Faso.  
Ruinas de Zimbabwe.  

Regiones[editar]

La mayoría de la gente fuera del continente divide África en dos regiones: el norte de África de habla árabe y en todas partes como el África subsahariana. Sin embargo, África es un continente muy diverso y esta división representa una comprensión algo superficial.

Mapa de África y sus regiones turísticas:      Norte de África      El Sahel      Cuerno de África      África Occidental      África Central      África Oriental      África del Sur      Islas del Índico
Norte de África
Desierto del Sahara en Libia Marruecos · Argelia · Túnez · Libia · Egipto · Sudán · Sahara Occidental · Macaronesia

Mientras las enormes dunas del Sahara cubren la mayoría de su territorio, la costa del Mediterráneo poseen un clima privilegiado que permitió el desarrollo de grandes culturas. De los mercados y la arquitectura islámica de Marrakech es posible saltar a la influencia francesa en Túnez y Argel o las ruinas romanas en Libia. Egipto, en tanto, atrae a millones de turistas que, no sólo visitan las míticas pirámides de Guiza, sino también la vibrante ciudad de El Cairo o las playas de Sharm el Sheikh.


El Sahel
Vendedor de turbantes cerca de Timbuctú, Mali Mauritania · Mali · Níger · Chad

Aunque su aridez y el constante conflicto armado han mantenido a las tierras al sur del Sahara fuera de las rutas turísticas, aún existen algunas joyas que conocer en el Sahel. Timbuctú, la antigua capital del Imperio mali, y Agadez fueron importantes centros de las caravanas medievales que recorrían África. Entre estepas y espejismos, es posible aún conocer las culturas nomádicas del Sahel, como los tuareg.


Cuerno de África
Montañas Semien en Etiopía Etiopía · Eritrea · Yibuti · Somalía (Somalilandia)

Considerada como la cuna de la humanidad, Etiopía es una de las civilizaciones más antiguas y más singulares del planeta. Rodeada de musulmanes, Etiopía conserva una versión primigenia del cristianismo de la que han surgido santuarios como los de Lalibela. La región, montañosa y árida, tiene hermosos parajes difíciles de alcanzar. La violencia y el autoritarismo lamentablemente han impedido el desarrollo turístico de Eritrea, Somalía y Yibuti.


África Occidental
Un antiguo fuerte en Ghana Cabo Verde · Senegal · Gambia · Guinea-Bissau · Guinea · Sierra Leona · Liberia · Costa de Marfil · Ghana · Togo · Burkina Faso · Benin · Nigeria

La región más poblada de África destaca por ciudades emblemáticas y vibrantes, donde aún se puede sentir la cultura africana, como Dakar, Lagos o Abiyán. Las selvas tropicales de la zona son hogar de miles de especies animales, como elefantes, gacelas, hipopótamos y simios. Cabo Verde, en tanto, es una buena alternativa de conocer espectaculares playas poco conocidas.


África Central
Piraguas en el río Congo Camerún · Rep. Centroafricana · Gabón · Guinea Ecuatorial · Santo Tomé y Príncipe · Congo · Congo Democrático · Angola

El corazón de África está cubierto por una jungla impenetrable, habitada por gorilas, leopardos, cocodrilos y cientos de especies únicas que han logrado sobrevivir a la amenaza humana gracias a hermosos parques nacionales como el Garamba. El río Congo es la columna vertebral de esta región, riquísima en recursos naturales pero que ha estado sumida por años en violencia y conflicto interétnico. Las regiones costeras, más estables políticamente, presentan bellas playas para disfrutar.


África Oriental
Un león en el Serengueti, Tanzania Sudán del Sur · Uganda · Kenia · Tanzania · Ruanda · Burundi · Malaui · Mozambique

Algunas de las escenas más icónicas del continente se encuentran en la región. El monte Kilimanjaro, el punto más alto de África, domina sobre la sabana. Animales como leones, gacelas, elefantes y rinocerantes deambulan por parques de renombre internacional como el Serengeti y el Masai Mara, mientras el parque Los Volcanes en Ruanda es el mejor lugar para ver gorilas de montaña. Mientras Nairobi es una moderna ciudad en plena efervescencia, Mombasa y Zanzíbar logran mezclar el encanto histórico y hermosas playas.


África del Sur
Costanera de Ciudad del Cabo, Sudáfrica Sudáfrica · Namibia · Botswana · Zambia · Zimbabue · Lesoto · Suazilandia · Santa Elena

La naturaleza sorprende en cada rincón de la región. Paisajes únicos como los del delta del Okavango internándose en el desierto de Kalahari, los enormes saltos Victoria o la vida salvaje del Parque Nacional Kruger atraen a turistas de todo el mundo. Tras el fin del apartheid, Sudáfrica ha tomado un nuevo ímpetu convirtiéndose en uno de los países más desarrollados del continente. Ciudad del Cabo es probablemente una de las ciudades más atractivas de África. En las zonas altas, en tanto, están los tradicionales reinos de Lesoto y Suazilandia que aún conservan sus tradiciones. Finalmente, Mozambique destaca por sus playas y la histórica Isla que le da su nombre.


Islas del Índico
Una playa en las islas Seychelles Madagascar · Seychelles · Mauricio · Comores · Mayotte · Reunión · Terr. Británico del Índico · Terr. Australes Franceses

Madagascar, producto de su aislamiento del resto de África, es un lugar de una belleza natural única: el 90% de su flora y fauna sólo se encuentra en dicha isla. El archipiélago de las Seychelles y Mauricio se han convertido en importantes centros turísticos por sus hermosas playas de arena blanca y aguas claras. Mismas playas pueden encontrarse en las Comores, aunque mucho menos populares y más difícil de acceder. Reunión, en tanto, encanta con sus paisajes montañosos y escarpados.


Países[editar]

País Capital Área (km²) Población Idiomas
Mapa político de África.
Norte de África
Bandera de Argelia Argelia Argel 2.381.741 31.320.000 árabe
Bandera de Egipto Egipto El Cairo 1.002.000 66.372.000 árabe
Bandera de Libia Libia Trípoli 1.775.500 5.448.000 árabe
Bandera de España España Melilla español
Bandera de España España Ceuta español
Bandera de España España, Canarias Santa Cruz de Tenerife y Las Palmas de Gran Canaria 7446.95 2.101.924 español
Bandera de Marruecos Marruecos Rabat 458.730 29.641.000 árabe y amazigh[n 1]
Bandera de Sahara Occidental Sahara Occidental[n 2] El Aaiún[n 3] 266.000 273.008 árabe y español[n 4]
Bandera de Túnez Túnez Túnez 163.610 9.781.000 árabe[n 1]
Bandera de Sudán Sudán Jartum 1.886.068 30.894.000 árabe e inglés
El Sahel
Bandera de Chad Chad Yamena 1.284.000 8.341.000 francés y árabe
Bandera de Malí Malí Bamako 1.240.192 11.374.000 francés[n 5]
Bandera de Mauritania Mauritania Nuakchott 1.030.700 2.785.000 árabe
Bandera de Níger Níger Niamey 1.267.000 11.425.000 francés
Cuerno de África
Bandera de Eritrea Eritrea Asmara 121.144 4.297.000 tigriña, árabe e inglés
Bandera de Etiopía Etiopía Addis Abeba 1.133.380 67.218.000 amárico
Bandera de Somalía Somalía Mogadiscio 637.657 9.319.000 árabe y somalí
Bandera de Yibuti Yibuti Yibuti 23.200 693.000 árabe y francés
África Occidental
Bandera de Benín Benín Porto-Novo 112.622 6.552.000 francés
Bandera de Burkina Faso Burkina Faso Uagadugú 274.200 11.831.000 francés[n 6]
Bandera de Cabo Verde Cabo Verde Praia 4.036 458.000 portugués
Bandera de Costa de Marfil Costa de Marfil Yamusukro 322.462 16.513.000 francés
Bandera de Gambia Gambia Banjul 11.295 1.389.000 inglés
Bandera de Ghana Ghana Accra 238.537 20.271.000 inglés
Bandera de Guinea Guinea Conakry 245.857 7.744.000 francés
Bandera de Guinea-Bisáu Guinea-Bisáu Bissau 36.125 1.447.000 portugués
Bandera de Liberia Liberia Monrovia 97.754 3.295.000 inglés
Bandera de Malaui Malaui Lilongwe 118.484 10.743.000 inglés y chichewa
Bandera de Nigeria Nigeria Abuja 923.768 132.785.000 inglés[n 6]
Bandera de Senegal Senegal Dakar 196.722 10.007.000 francés[n 7]
Bandera de Sierra Leona Sierra Leona Freetown 71.740 5.235.000 inglés
Bandera de Togo Togo Lomé 56.785 4.760.000 francés
África Central
Bandera de Angola Angola Luanda 1.246.702 13.121.000 portugués[n 6]
Bandera de Camerún Camerún Yaundé 475.442 15.769.000 francés e inglés
Bandera de República Centroafricana Rep. Centroafricana Bangui 622.984 3.820.000 sango y francés
Bandera de República del Congo Rep. del Congo Brazzaville 342.000 3.657.000 francés[n 6]
Bandera de República Democrática del Congo R. Dem. del Congo Kinshasa 2.334.885 51.580.000 francés[n 6]
Bandera de Gabón Gabón Libreville 267.667 1.315.000 francés
Bandera de Guinea Ecuatorial Guinea Ecuatorial Malabo 28.051 482.000 español, francés y portugués[n 6]
Bandera de Santo Tomé y Príncipe Santo Tomé y Príncipe Santo Tomé 1.001 154.000 portugués
África Oriental
Bandera de Burundi Burundi Gitega 27.834 7.071.000 kirundi y francés
Bandera de Kenia Kenia Nairobi 580.367 31.345.000 inglés y suajili
Bandera de Mozambique Mozambique Maputo 799.380 18.438.000 portugués
Bandera de Ruanda Ruanda Kigali 26.338 8.163.000 kinyarwanda, francés e inglés
Bandera de Sudán del Sur Sudán del Sur Juba 619.745 8.260.490 inglés
Bandera de Tanzania Tanzania Dodoma 945.087 35.181.000 inglés y suajili
Bandera de Uganda Uganda Kampala 241.139 24.600.000 inglés y suajili
África del Sur
Bandera de Botsuana Botsuana Gaborone 581.730 1.712.000 inglés y setsuana
Bandera de Lesoto Lesoto Maserú 30.355 1.777.000 inglés y sesotho
Bandera de Namibia Namibia Windhoek 824.292 1.985.000 inglés, afrikáans y alemán
Bandera de Suazilandia Suazilandia Mbabane 17.363 1.088.000 inglés y suazi
Bandera de Santa Elena, Ascensión y Tristán de Acuña Santa Elena[n 8] Jamestown 420 6.563 inglés
Bandera de Sudáfrica Sudáfrica Pretoria, Ciudad del Cabo y Bloemfontein[n 9] 1.219.090 45.345.000 afrikáans, inglés y 9 lenguas africanas[n 10]
Bandera de Zambia Zambia Lusaka 752.614 10.244.000 inglés
Bandera de Zimbabue Zimbabue Harare 390.757 13.001.000 inglés, shona y ndebele
Islas del Índico
Bandera de Comoras Comoras Moroni 1.862 586.000 árabe, comorense y francés
Bandera de Madagascar Madagascar Antananarivo 587.041 16.437.000 inglés, francés y malgache
Bandera de Mayotte Mayotte[n 11] Mamoudzou 374 194.000 francés
Bandera de Mauricio Mauricio Port Louis 2.040 1.212.000 inglés, francés y criollo
Bandera de Reunión Reunión[n 11] Saint-Denis 2.512 839.500 francés
Bandera de Seychelles Seychelles Victoria 455 84.000 criollo, francés e inglés
Bandera de Territorios Australes Franceses T. Australes Franceses[n 12] Port-aux-Français 7.781 ~150 francés
Bandera de Territorio Británico del Océano Índico T. Británico del O. Índico[n 13] Diego García 60 4.000 inglés
  1. 1,0 1,1 El francés es ampliamente usado, pese a no ser oficial.
  2. El territorio del Sahara Occidental está en disputa. Casi la totalidad del territorio es controlado por Marruecos, que considera el Sahara Occidental como parte integrante de su territorio, lo que no es reconocido por las Naciones Unidas. El resto es ocupado por la autoproclamada República Árabe Saharaui Democrática (RASD), que es miembro de la Unión Africana y reconocida por cerca de 80 países.
  3. Principal ciudad del territorio y capital declarada de la RASD, bajo administración marroquí. La capital temporal de la RASD está en Bir Lehlou
  4. Idiomas más hablados por la población local.
  5. El bambara es ampliamente usado, pese a no ser oficial.
  6. 6,0 6,1 6,2 6,3 6,4 6,5 Se reconocen diversas lenguas nativas como cooficiales u oficiales a nivel regional.
  7. El wolof es ampliamente usado, pese a no ser oficial.
  8. Territorio Británico de Ultramar. Su nombre completo es Santa Elena, Ascención y Tristán de Acuña
  9. Pretoria es la capital ejecutiva. Ciudad del Cabo es sede del poder legislativo y Bloemfontein es la del poder judicial. Las tres ciudades son consideradas oficialmente como capital del país.
  10. Las lenguas oficiales del país son afrikáans, inglés, ndebele, sesotho, sesotho sa leboa, setsuana, suazi, tsonga, venda, xhosa y zulú.
  11. 11,0 11,1 Departamento de ultramar francés
  12. Territorio de ultramar francés
  13. Territorio Británico de Ultramar

Ciudades[editar]

  • Accra, la capital de Ghana
  • Addis Abeba: la capital de Etiopía es una de las "ciudades globales" de África como sede de la Unión Africana y de muchas organizaciones no gubernamentales. La inversión china construyó la sede de la UA y una nueva línea de tren ligero.
  • El Cairo: la bulliciosa capital de Egipto es la ciudad más poblada del norte de África y una puerta de entrada a la herencia del Antiguo Egipto.
  • Ciudad del Cabo: la ciudad madre de Sudáfrica con Table Mountain, el Cabo de Buena Esperanza y muchas otras atracciones.
  • Dakar: la capital de Senegal y la ciudad más occidental de África.
  • Johannesburgo: la ciudad más grande de Sudáfrica y quizás el centro económico y financiero clave del continente.
  • Luanda — Capital y ciudad más grande de Angola, que ha experimentado un gran renacimiento en la última década.
  • Marrakech — una mezcla de lo antiguo y lo moderno en Marruecos.
  • Nairobi — la capital de Kenia, la ciudad más grande de África Oriental y Central, y hogar de la única sede de una agencia de la ONU fuera de Europa y Estados Unidos.

Otros destinos[editar]

  • Axum (Aksum) — la antigua capital de Etiopía, famosa por las ruinas de varios palacios y sus estelas
  • Dogon Country — una región del centro-sur de Mali famosa por sus pueblos aislados incrustados en acantilados y una cultura muy distinta
  • Parque Nacional Kruger: seguramente uno de los parques nacionales más conocidos de África
  • Leptis Magna: concebida por el Imperio Romano como una ciudad modelo, sus ruinas siguen siendo impresionantes
  • Monte Kilimanjaro: la montaña más alta del continente y una de las vistas más impresionantes de Tanzania.
  • Parque Nacional Serengeti : junto con la Reserva Nacional Maasai Mara al otro lado de la frontera en Kenia, este es el parque nacional más conocido de Tanzania y uno de los más famosos del continente.
  • Valle de los Reyes: lugar de enterramiento de varias docenas de faraones del Antiguo Egipto y el sitio de la tumba del rey Tut
  • Cataratas Victoria: estas cascadas entre Zimbabwe y Zambia se encuentran entre las más impresionantes del mundo
  • Parque Nacional de los Volcanes: lleno de impresionantes bosques tropicales y paisajes volcánicos, caminatas y es quizás el mejor lugar del mundo para ver los raros gorilas de montaña.

Comprender[editar]

Historia[editar]

Los no africanos a menudo piensan en el África subsahariana como formada únicamente por sociedades de cazadores recolectores antes del colonialismo europeo. Sin embargo, estos puntos de vista a menudo tienen sus raíces en teorías pseudocientíficas racistas utilizadas por los europeos para justificar la esclavitud y, más tarde, el colonialismo desde el siglo XVI hasta principios del siglo XX. Si bien las sociedades de cazadores-recolectores estaban muy extendidas en gran parte del continente, muchas partes del África subsahariana fueron de hecho el hogar de grandes ciudades y civilizaciones que se remontan a la época medieval.

Desde los albores de la humanidad hasta los primeros imperios

Los primeros precursores de los seres humanos, más notablemente Australopithecus afarensis (llamado así por la región de Afar en Etiopía ), la especie a la que pertenecía "Lucy", vivía y caminaba sobre dos pies ya hace 3 millones de años. Los restos de especies posteriores como Homo habilis y Homo erectus (el primer homínido que abandonó África, hasta donde sabemos) se encontraron en otras partes de África Oriental como Kenia, Tanzania y alrededor de los Grandes Lagos. Homo sapiens (humanos modernos), probablemente se originó en el sur de África o en el este de África en algún lugar de lo que ahora es Etiopía o Kenia. Los restos de homo sapiens más antiguos hasta la fecha tienen unos 195.000 años y se encontraron en Etiopía, pero también hay indicios de que el Homo sapiens puede haber estado presente antes en el sur de África. Algunos de los restos de los primeros homínidos, así como sus herramientas, se exhiben en varios museos de Etiopía, Namibia y otros países. La cuna de la humanidad es un sitio en Sudáfrica con muchos fósiles humanos primitivos.

El norte de África tiene una historia registrada que se remonta aproximadamente al 3300 a. C. con numerosos edificios, ruinas, escritos, artes y artesanías que nos han dejado huellas para maravillarnos. La antigua civilización faraónica basada en Egipto fue la más perdurable y una de las civilizaciones antiguas más impresionantes. Egipto fue una de las primeras culturas en construir edificios monumentales, formar un estado jerárquico y librar guerras a gran escala con ejércitos permanentes, y fue uno de los imperios más estables de la historia registrada, y con frecuencia sobrevivió y absorbió a invasores extranjeros, inmigrantes y usurpadores y los convirtió (culturalmente) egipcio.

Al sur de la civilización faraónica y, a veces, en su esfera de influencia estaba la cultura nubia, que tenía una larga historia de influencia mutua con sus vecinos del norte e incluso llegó a gobernar Egipto por un corto tiempo. Sus restos más famosos son las pirámides de Meroe, Sudán. Otro centro temprano de civilización asentada y más tarde un centro temprano del cristianismo fuera del Imperio Romano fue Etiopía, donde reinó el Imperio Aksumita entre el siglo IV a. C. y el siglo VII d. C. y sirvió como un importante socio comercial de las potencias indias y mediterráneas.

Hoy en día, el legado de las antiguas civilizaciones africanas sigue vivo; muchos de sus monumentos, templos y ciudades están bien conservados y se han convertido en atracciones turísticas populares, y los museos albergan sus artefactos. Los judíos modernos se creen descendientes de esclavos del antiguo Egipto y los etíopes de todas las religiones creen que son descendientes de la unión de la reina de Saba y el rey Salomón (la mayoría pensaba que Saba se refería a lo que ahora es la nación de Yemen , pero Muchos creen que la reina también gobernó Etiopía). Sin embargo, fuera del norte de África, Sudán y Etiopía, se sabe muy poco sobre la historia africana antes del 1000 d.C., ya que la mayoría de las personas eran cazadores-recolectores (similares a algunas culturas que todavía se encuentran hoy en el continente), sin sistemas de escritura ni estructuras duraderas. , o artesanías, aparte de algunas pinturas rupestres.

Antigüedad clásica

Los fenicios, con base en lo que hoy es el Líbano y parte de las costas de Siria e Israel , colonizaron el norte de África y establecieron la ciudad de Cartago (ahora un suburbio de Túnez ). Con el tiempo, la República Cartaginesa se convirtió en una república separada y rival de los romanos como potencia dominante en el Mediterráneo. Los romanos destruyeron Cartago en la Tercera Guerra Púnica en 146 a. C., quemándola hasta los cimientos.

En el período posterior al 360 a. C., los europeos invadieron el continente. El gobernante macedonio Alejandro Magno conquistó lo que entonces eran las partes egipcias del Imperio persa en el 326 a. C., fundó una ciudad que lleva su nombre y se declaró faraón. Egipto quedaría bajo el gobierno de uno de sus generales después de la muerte de Alejandro y, bajo la dinastía ptolemaica, Alejandría se convirtió en uno de los principales centros de filosofía y cultura judía, griega y egipcia. Fue aquí donde se encontraba una biblioteca que contenía "la sabiduría del mundo antiguo" y fue aquí donde los libros sagrados judíos se tradujeron al griego koiné. A partir de las guerras púnicas, los romanos entraron en el panorama africano como cuadro principal y fundaron ciudades como Leptis Magna., antes de que el Egipto parcialmente helenizado también se convirtiera en romano en 31 a. C. África del Norte y más tarde Nubia y Etiopía también se encontraban entre los primeros centros del cristianismo con los primeros cristianos en el área ya en el siglo I d.C., incluso antes de que el cristianismo se extendiera a otras partes del Imperio Romano. Un famoso intercambio de cartas de Plinio el joven (entonces gobernador de Cartago) y el emperador Trajano se encuentra entre las fuentes más conocidas del tratamiento de los cristianos en el siglo II d.C. Quedan pocos documentos de esta época, pero la evidencia sugiere que las formas heterodoxas de cristianismo como el gnosticismo, que no estaban en línea con la versión oficialmente sancionada practicada en Constantinopla, fueron populares en el norte de África, y Egipto parece haber sido un centro de precursores de Monasterios cristianos y de evangelios apócrifos (es decir, textos religiosos no incluidos en la Biblia "oficial"). Cristianismo gnóstico, Nag Hammadi, Alto Egipto en 1945 y se han traducido a muchos idiomas. La Iglesia Ortodoxa Etíope también reconoce varios evangelios apócrifos, que no fueron incluidos en el canon por las iglesias europeas, como parte del canon hasta el día de hoy.

Conquista musulmana

La invasión musulmana y el comienzo de la trata de esclavos árabes en el siglo VII d.C. cambiaron el panorama cultural del norte y gran parte de África oriental y occidental. El califato árabe recién formado conquistó el norte de África y el Cuerno de África en unas pocas décadas. Debido a la astuta política de tolerancia nominal combinada con impuestos para cristianos y judíos, los conquistadores musulmanes pudieron pacificar y asimilar religiosamente las áreas conquistadas con notable rapidez. Algunos eruditos han sugerido que la heterodoxia antes mencionada en gran parte de las provincias africanas del Imperio Romano ayudó en la fácil conquista de los conquistadores islámicos que eran más tolerantes (o al menos indiferentes hacia) formas de cristianismo que no estaban en línea con Constantinopla. En el oeste, los bereberes se casaron con los invasores árabes para convertirse en la población morisca que luego invadió la Península Ibérica. Cuando Damasco fue invadida a principios del siglo VIII, el centro político y religioso islámico del Mediterráneo se trasladó a Kairouan, en Túnez. Su progreso se vio limitado únicamente por los densos bosques de África occidental y central y las zonas costeras del este. La última región que estuvo bajo la influencia musulmana fue la de Nubia (actual Sudán del Norte) en el siglo XIV. Si bien parte de la herencia cristiana y judía todavía es visible en el norte de África, los seguidores reales de esas religiones se han vuelto pocos y distantes entre sí y el Islam es culturalmente muy dominante desde Egipto hasta Marruecos y desde el sur hasta Sudán y el norte de Nigeria. Si bien el cristianismo se está reduciendo debido a la conversión y la emigración de sus antiguos centros en Egipto y otros lugares, el judaísmo prácticamente desapareció en las décadas posteriores al establecimiento de Israel, cuando la mayoría de los judíos se fueron o fueron expulsados. Dicho esto, las comunidades judías continúan sobreviviendo en Túnez y Marruecos, aunque con poblaciones mucho más pequeñas que antes del establecimiento de Israel.

Los siglos VII-IX fueron un período de cambios significativos en la historia del África subsahariana. En el oeste, hubo un surgimiento de reinos interiores grandes y poderosos, como Ghana (en Mali y Mauritania, sin relación con la Ghana moderna, capital en Koumbi Saleh), Dahomey (que duró hasta la captura francesa en 1894, ahora Benin, capital en Abomey), Za / Gao (en Mali y Níger), Kanem (en Chad) y Bornu(en Nigeria). Como muchos de estos reinos se convirtieron al Islam (por lo general, la conversión de un rey incluía la conversión de sus subordinados, al menos nominalmente), el comercio transahariano creció a medida que la sal y el oro se transportaban a Libia y Egipto en grandes caravanas, un comercio que se hizo posible por la introducción de camellos de Arabia en el siglo X que sostendrían gran parte del área desde el norte de Nigeria hacia el oeste hasta Mali y Mauritania hasta el siglo XIX. La introducción del Islam también llevó la escritura a muchas civilizaciones africanas por primera vez, y algunas de sus ciudades eventualmente se convirtieron en importantes centros de estudios islámicos. Durante los siglos XIII-XVI, muchos de estos primeros reinos fueron reemplazados por nuevos imperios, el principal de ellos Mali (en Mali, Guinea y Senegal), Kongo(en Angola, Gabón, República del Congo y República Democrática del Congo, capital en M'banza-Kongo), y más tarde Songhay (en Mali, Burkina Faso y Níger, capital Gao), Ashanti (en Ghana, capital en Kumasi) y una plétora de pequeños reinos y ciudades-estado de una sola etnia surgieron. Muchos de los destinos turísticos más populares de Malí, incluidos Tombuctú , Djenne y Gao, saltó a la fama durante este período cuando se convirtieron en centros de comercio y erudición islámica. A menudo se dice que Mansa Musa, uno de los reyes de Mali, fue la persona más rica de la historia. El pueblo Hausa en el norte de Nigeria comenzó a organizarse en ciudades-estado amuralladas, de las cuales quedan restos en Kano, y eventualmente se consolidarían en el Califato de Sokoto (1804-1903), con su capital en la actual Sokoto. El África occidental costera y boscosa permaneció en gran parte desorganizada, con la excepción de algunas ciudades-estado yoruba de Benin , Ife y Oyo , junto con los pequeños imperios Dahomey e Igbo, todos en los actuales Benin y Nigeria.

Mientras tanto, la influencia islámica y la prosperidad del comercio del Océano Índico aumentaron en África oriental cuando los barcos de Arabia, Persia, India y hasta el sudeste asiático echaron anclas en los principales puertos desde Somalia hasta Mozambique, trayendo especias y a cambio de esclavos y marfil. Esta zona, conocida como Costa Swahili, se convertiría en el hogar de muchas ciudades-estado como Kilwa Kisiwani, Mombasa y Zanzíbar. Entre los siglos VII y XIX, más de 18 millones de personas fueron sacadas de la región como parte del comercio árabe de esclavos, aproximadamente el doble de lo que el comercio atlántico de esclavos llevaría a América. Hoy en día, esa influencia permanece en la cultura y la gastronomía de muchos lugares, especialmente en las islas del Océano Índico como Zanzíbar, Comoras, Seychelles y Mauricio, y los descendientes de estos esclavos pasarían a formar la comunidad Siddi en India , que continúan conservando muchas tradiciones africanas a pesar de que ahora hablan idiomas indios en lugar de africanos.

El sur de África permaneció en gran parte sin desarrollar, con cazadores-recolectores nómadas principalmente como el pueblo San, pero contenía algunos pequeños reinos. El Reino de Zimbabwe (homónimo del estado actual) fue uno de los más notables, ya que construyó las estructuras de piedra más importantes del África subsahariana precolonial en su capital, Gran Zimbabwe . El Reino de Mapungubwe en el este de Sudáfrica moderno también dejó ruinas de piedra más pequeñas. Ambos se beneficiaron del comercio de oro y marfil con comerciantes árabes y asiáticos.

A pesar de la expansión del Islam, Etiopía seguiría manteniéndose firme como bastión del cristianismo. Entre los ejemplos más impresionantes de arquitectura cristiana que datan de este período se encuentran las iglesias excavadas en la roca del siglo XIII de Lalibela .

Exploración europea y colonialismo temprano

Mientras que algunos exploradores genoveses, castellanos y franceses lograron llegar a partes de África occidental en la Edad Media, la exploración europea del continente comenzó en serio cuando el príncipe Enrique "el Navegante" se propuso adquirir territorio africano para Portugal a mediados del siglo XV. siglo. Los portugueses llegaron a Cabo Verde en 1445 y, en 1480, habían trazado el rumbo y comenzaron a comerciar con toda la costa de Guinea (actual Guinea-Bissau a Nigeria). En 1482, Diogo Cão llegó a la desembocadura del río Congo, en 1488 Bartolomeu Dias llegó al Cabo de Buena Esperanza, y en 1498 Vasco da Gama navegó por la costa oriental, donde en Kenia su expedición estableció un puesto comercial en Malindi antes de encontrar una guía para llevarlos a la India.

Este viaje estableció la Ruta del Cabo alrededor de África. Los portugueses establecieron numerosos fuertes a lo largo de la costa africana y establecieron un comercio muy rentable. Inicialmente mantuvieron buenas relaciones con los lugareños y siguieron siendo la potencia europea dominante en la costa de África hasta el siglo XVII, mientras que España, Francia y Gran Bretaña comenzaron a explorar las Américas.

El lucrativo comercio y las grandes cantidades de oro obtenidas por los portugueses atrajeron a otras naciones al continente. A medida que crecía la demanda de mano de obra en las Américas, los marineros portugueses comenzaron a llevar barcos cargados de esclavos a las Américas, comenzando el comercio de esclavos en el Atlántico . A principios del siglo XVII, los holandeses lucharon contra los portugueses para ganar el control de la mayoría de sus puertos de África occidental y central, algunos de los cuales (por ejemplo, Luanda) serían retomados más tarde, y establecieron un par de docenas de fuertes propios, especialmente en La isla de Gorée en Dakar y en el Cabo de Buena Esperanza, un puerto que esperaban utilizar para rutas comerciales al este de Asia y que se ha convertido en la actual Ciudad del Cabo. En 1642, los franceses construyeron su primer fuerte en Madagascar (que reclamaron en 1667) y en 1663, los británicos construyeron su primer fuerte en el continente en Gambia. Los comerciantes suecos establecieron un fuerte en Cape Coast, que más tarde fue dominado por los daneses en las cercanías de la moderna Accra.

Imperialismo del siglo XIX

En el siglo XIX, la atención europea pasó de establecer puertos costeros para el comercio a luchar entre sí para colonizar el continente y explorar su interior inexplorado. Con la esclavitud abolida por Gran Bretaña y sus grandes esfuerzos para frustrar la esclavitud en todo el mundo, Europa comenzó a buscar otras fuentes de riqueza en el continente. La colonia europea más exitosa, la Colonia Holandesa del Cabo, fue tomada por los británicos en 1795. La Francia napoleónica conquistó Egipto en 1798, descubriendo notablemente la Piedra Rosetta, solo para ser expulsada por los británicos y luego por los turcos otomanos. Francia invadió una cantidad significativa de la costa de África Occidental y los estados de Berbería en Argelia, cortando la piratería desenfrenada en la región. Los relatos de valientes aventureros que viajaban tierra adentro para encontrar lugares como el monte Kilimanjaro y el rumoreado "mar interior" (los Grandes Lagos) y la ciudad de oro en el Nilo provocaron una ola de exploración a mediados de siglo principalmente por jesuitas y otros misioneros católicos en el Regiones del sur, este y los Grandes Lagos de África. El principal de los exploradores fue el héroe nacional británico David Livingstone., quien como un misionero pobre con pocos porteadores exploró gran parte del sur y este de África, fluyó por el río Congo desde sus fuentes y buscó la fuente del Nilo. En África occidental y central, exploradores franceses, belgas y españoles se aventuraron en el Sahara para encontrar las legendarias minas de oro de Tombuctú y Malí y el Congo en busca de los pigmeos y los grandes y peludos pueblos (gorilas) de la leyenda griega.

A medida que los relatos del interior de África llegaban a Europa, las naciones y los comerciantes comenzaron a ver el continente como una importante fuente de comercio y riqueza, similar a sus hazañas asiáticas, mientras que la clase filantrópica y misionera vio una gran oportunidad para "cristianizar" y "civilizar" a los pueblo "salvaje" de África. Con la introducción del darwinismo social, muchos países vieron a África como una gran oportunidad para establecer imperios coloniales y establecer su preeminencia entre otras naciones europeas, principalmente Alemania, para ponerse al día con otras naciones europeas, y Francia, para recuperar las glorias perdidas en América del Norte y bajo Napoleón. Gran Bretaña y Portugal se unieron a esta lucha por África cuando vieron amenazados sus intereses. En 1885, la Conferencia de Berlín reunió a las potencias coloniales europeas para dividir el continente en territorios coloniales definidos con muchas líneas rectas y sin aportaciones de ningún reino o asentamiento africano. Tras la reunión de Berlín, Italia fue designada como "protectora" de Etiopía. En 1898, Italia libró una guerra total para colonizar Etiopía y fueron derrotados en la batalla de Adwa.. Esto fue posible porque todos los etíopes se unieron bajo el emperador Menelik II para permanecer unidos; sin embargo, lo más importante fue que Etiopía estaba armada con armas europeas y, por lo tanto, la disparidad de armas no favorecía tanto a los europeos como a otros lugares. Esta es la primera vez que los africanos derrotaron a los invasores europeos y convirtieron a Etiopía en el único país africano que nunca fue colonizado por una potencia extranjera (Liberia, el otro país que sobrevivió a la lucha por África, fue anteriormente un territorio estadounidense).

Al mismo tiempo, el desastre se cernía sobre el pueblo del Congo, una tierra adjudicada a Bélgica en la Conferencia de Berlín y tratada como propiedad privada del rey Leopoldo II, quien procedió a esclavizar al pueblo y someterlo a asesinatos masivos y mutilaciones cuando la producción no se alcanzaron los objetivos del caucho. Millones de personas murieron en un genocidio que se prolongó hasta el siglo XX y que finalizó solo en 1908 cuando las críticas mundiales obligaron al rey a renunciar a su propiedad privada sobre la tierra y se convirtió en una colonia belga bajo el control de su parlamento. Joseph Conrad escribió la novela El corazón de las tinieblas a partir de su experiencia como testigo de algunos de estos crímenes, que también fueron condenados en el panfleto satírico El soliloquio del rey Leopoldo.de Mark Twain y otro folleto, El crimen del Congo , de Sir Arthur Conan Doyle.

El colonialismo sería devastador para muchas de las civilizaciones de África, y las víctimas más notables posiblemente sean Benin City y Kumasi, las cuales fueron grandes ciudades precoloniales que fueron arrasadas por los invasores británicos a finales del siglo XIX y principios del XX. Muchos artefactos culturales de ambas ciudades, así como de otras civilizaciones, fueron saqueados en las guerras subsiguientes, y estos ahora se exhiben principalmente en varios museos del mundo occidental, como el Museo Británico, el Louvre y el Museo Metropolitano de Arte.

A principios del siglo XX, Gran Bretaña comenzó una serie de guerras sudafricanas mortales desde su colonia del Cabo hasta las tierras circundantes africanas y boer (descendientes blancos de los holandeses) en la Sudáfrica moderna, lo que llevó a Cecil Rhodes a la fama por su visión de unir África bajo el dominio británico desde El Cairo hasta Ciudad del Cabo. Hubo una batalla de la Primera Guerra Mundial en el África Oriental Alemana (Tanzania) que los británicos perdieron, aunque después de la guerra, las posesiones alemanas se dividieron entre Francia, Bélgica y el Reino Unido, con Sudáfrica asumiendo de facto lo que ahora es Namibia hasta 1990. El La Unión de Sudáfrica obtuvo la independencia del Reino Unido en 1930 y la minoría Afrikaner votó para convertirse en República en 1960 (verSudáfrica del siglo XX ).

En el preludio de la Segunda Guerra Mundial en África, la Italia fascista invadió Etiopía, pero fue expulsada en 1941. El Eje también intentó capturar el norte de África, pero los aliados lo desalojaron. Fueron los cambios sociales derivados de la guerra, en la que decenas de miles de africanos lucharon por su poder colonial, y la Carta del Atlántico lo que llevó a la expansión de los movimientos nacionalistas después de la guerra.

Descolonización y legado de los colonizadores

La descolonización de África comenzó con la independencia de Libia de Italia en 1951. Las potencias coloniales emplearon diversos medios de control sobre sus colonias, algunas otorgando a los nativos representación en el gobierno y cultivando a unos pocos funcionarios públicos, mientras que otras mantuvieron un firme control con un gobierno totalmente europeo. En algunos países, los movimientos nacionalistas fueron sofocados y sus líderes asesinados o encarcelados, mientras que otros lograron pacíficamente la independencia. En la década de 1950, Guinea, Ghana y las naciones del norte de África obtuvieron su independencia de forma no violenta. En Argelia, Francia luchó violentamente contra los movimientos independentistas hasta 1963. Con el establecimiento y la nueva constitución de la Quinta República de Francia en 1958, el África Occidental Francesa y el África Ecuatorial Francesa dejaron de existir, y después de una breve "comunidad" con Francia, los países de estas regiones obtuvieron la independencia en 1960. Para 1970, todas las naciones africanas, excepto un puñado, eran independientes. Los portugueses lucharon encarnizadamente por mantener sus posesiones africanas hasta 1975; todos menos uno se independizaron mediante la guerra. Zimbabwe fue la última colonia importante en obtener la independencia de un señor colonial no africano, en 1980, luego de un período de 14 años de gobierno de un gobierno de minoría blanca no reconocido por Gran Bretaña, la antigua potencia colonial. En 1990, Namibia semiautónoma se independizó de Sudáfrica y en 1993, Eritrea se separó de Etiopía tras una guerra prolongada. Sudáfrica permaneció bajo un firme control por parte de su minoría blanca, reprimiendo a su población negra bajo un sistema llamado Los portugueses lucharon encarnizadamente por mantener sus posesiones africanas hasta 1975; todos menos uno se independizaron mediante la guerra. Zimbabwe fue la última colonia importante en obtener la independencia de un señor colonial no africano, en 1980, luego de un período de 14 años de gobierno de un gobierno de minoría blanca no reconocido por Gran Bretaña, la antigua potencia colonial. En 1990, Namibia semiautónoma se independizó de Sudáfrica y en 1993, Eritrea se separó de Etiopía tras una guerra prolongada. Sudáfrica permaneció bajo un firme control por parte de su minoría blanca, reprimiendo a su población negra bajo un sistema llamado Los portugueses lucharon encarnizadamente por mantener sus posesiones africanas hasta 1975; todos menos uno se independizaron mediante la guerra. Zimbabwe fue la última colonia importante en obtener la independencia de un señor colonial no africano, en 1980, luego de un período de 14 años de gobierno de un gobierno de minoría blanca no reconocido por Gran Bretaña, la antigua potencia colonial. En 1990, Namibia semiautónoma se independizó de Sudáfrica y en 1993, Eritrea se separó de Etiopía tras una guerra prolongada. Sudáfrica permaneció bajo un firme control por parte de su minoría blanca, reprimiendo a su población negra bajo un sistema llamado después de un período de 14 años de gobierno de un gobierno minoritario blanco no reconocido por Gran Bretaña, la antigua potencia colonial. En 1990, Namibia semiautónoma se independizó de Sudáfrica y en 1993, Eritrea se separó de Etiopía tras una guerra prolongada. Sudáfrica permaneció bajo un firme control por parte de su minoría blanca, reprimiendo a su población negra bajo un sistema llamado después de un período de 14 años de gobierno de un gobierno minoritario blanco no reconocido por Gran Bretaña, la antigua potencia colonial. En 1990, Namibia semiautónoma se independizó de Sudáfrica y en 1993, Eritrea se separó de Etiopía tras una guerra prolongada. Sudáfrica permaneció bajo un firme control por parte de su minoría blanca, reprimiendo a su población negra bajo un sistema llamado apartheid hasta 1994. Marruecos mantiene el control sobre el Sáhara Occidental a pesar de un movimiento independentista establecido, y este sigue siendo un punto de discordia entre Marruecos y Argelia. Tras años de guerra civil, Sudán del Sur se independizó tras la celebración de un referéndum en 2011.

Los europeos dividieron África con total desprecio por las culturas y grupos étnicos en África, a menudo dividiendo a un pueblo entre dos o más países y obligando a los pueblos con una historia de lucha o religiones diferentes a un solo país. Además, la falta de formación en el servicio civil antes e incluso después de la independencia dejó a la mayoría de los países con gobiernos disfuncionales. Los líderes tendían a recompensar a sus propios grupos étnicos con trabajos y dinero y, en muchos casos, oprimían a otros grupos étnicos. Esto ha sido una causa de muchos conflictos posteriores a la independencia en gran parte del África subsahariana y ha dado lugar a docenas de guerras civiles prolongadas.(en particular en Sudán, Angola, Etiopía / Eritrea, Nigeria y la República Democrática del Congo), genocidios (en particular, el genocidio de Ruanda), innumerables golpes de estado e innumerables líderes ineptos y corruptos. Durante la guerra fría, algunos líderes enfrentaron a los grandes bloques de poder mientras que otros permanecieron en el poder principalmente porque estaban respaldados por cualquiera de los lados. Especialmente después de que terminó la guerra fría, algunos países como Somalia cayeron en luchas internas prolongadas y se consideran estados fallidos, ya que nadie realmente tiene poder sobre el estado en su conjunto y los estafadores y milicias locales no pueden proporcionar más que las funciones gubernamentales más básicas. (con la excepción, en ese caso, de la zona anteriormente ocupada por los británicos de Somalilandia). El descubrimiento de valiosos recursos naturales como el petróleo, el uranio, los diamantes y el coltán (columbita-tantalita, un mineral del que se extraen los metales de las tierras raras niobio y tantalio, de muy alta demanda para productos tecnológicos como los teléfonos móviles) es uno de las razones por las que han surgido movimientos separatistas, motivados en parte por la codicia de los señores de la guerra y en parte por el descuido de las áreas ricas en recursos que quieren una participación en las ganancias, como el enclave rico en petróleo de Cabinda , Angola y el delta del Níger en Nigeria.

Afortunadamente, hay numerosos ejemplos en África donde los conflictos pasados ​​han dado paso a gobiernos funcionales, ofreciendo alguna esperanza para el futuro de África. El panorama sombrío que a menudo se pinta de África en su conjunto no podría estar más lejos de la realidad en muchos lugares y, gracias al turismo, una gobernanza más estable y responsable y economías de rápido crecimiento, algunos países africanos ahora miran hacia un futuro brillante del cual los primeros signos ya son visibles.

Clima[editar]

Como el segundo continente más grande, existe una amplia gama de climas. Sin embargo, dado que el continente está casi centrado en el ecuador, gran parte del continente es bastante cálido / templado y muy pocas áreas pequeñas del continente experimentan temperaturas que puedan considerarse "frías". En las regiones templadas (partes del norte de Marruecos y la costa mediterránea, así como Sudáfrica), las temperaturas generalmente oscilan entre los 10 °C y los 30 °C (40 °F-90 °F) durante todo el año. Más cerca del ecuador y en islas como Cabo Verde o Mauricio, las temperaturas solo pueden variar menos de 20 grados Celsius (15-35 ° C / 65-95 ° F) durante todo el año. En los desiertos y regiones áridas como el Sahel y el Cuerno de África, las temperaturas alcanzan habitualmente 40 ° C o más (e incluso 50 ° C o más en el corazón del Sahara) pero debido a que la arena no retiene el calor como lo hace el suelo húmedo, esos mismos lugares pueden caer fácilmente a 15 ° C por la noche. Sin embargo, hay algunos bastiones de clima más fresco. Las elevaciones más altas, como Las montañas del Atlas en Marruecos y Argelia o las montañas de Lesotho son bastante frías y nevadas durante el invierno y el monte Kilimanjaro, casi en el ecuador, es frío todo el año (¡lo suficientemente frío como para soportar glaciares!). Los picos en islas como Reunión , las Islas Canarias , Camerún y otros países son lo suficientemente fríos como para necesitar una chaqueta gran parte del año.

Un factor mucho más importante a considerar cuando se viaja a África es cuando la temporada de lluvias / monzones ocurre. El tiempo varía un poco incluso en los países vecinos, así que consulte la página del país que está visitando para obtener más información. En África occidental, la temporada comienza en marzo alrededor de Camerún, pero no hasta junio en Senegal o el Sahel y termina alrededor de septiembre. Si bien la lluvia puede no ser un factor importante cuando se viaja al sur o al este de África, es muy problemático en África occidental y en las islas del Océano Índico. En África Occidental, las lluvias a menudo inundarán y harán intransitables muchas carreteras y vías férreas y, debido a un drenaje deficiente, pueden literalmente hacer que los ríos de agua fluyan por las calles y las líneas de alcantarillado se desborden. En el Sahel, puede provocar inundaciones repentinas en zonas bajas. De hecho, se dice que el ahogamiento es la causa más común de muerte en el desierto, ya que las inundaciones repentinas pueden sorprender a las personas que caminan en wadis (lechos de ríos secos).

Los mayores peligros relacionados con el clima para los viajeros a África además de las inundaciones son los rayos y los ciclones tropicales. La República Democrática del Congo tiene más rayos cada año que cualquier otro país del mundo, especialmente en la parte oriental del país cerca de Goma. El riesgo de rayos es mayor desde el oeste de Kenia/Tanzania y Etiopía al oeste hasta Senegal y al sur hasta Angola, Zambia y el norte de Sudáfrica. Los ciclones tropicales afectan a las islas del Océano Índico, y la temporada se extiende del 15 de noviembre al 30 de abril (15 de mayo en Seychelles y Mauricio). Los ciclones tropicales también afectan con poca frecuencia el cuerno de África cerca de Djibouti y Somalia, pero cuando lo hacen, las tierras áridas provocan grandes inundaciones. Los ciclones tropicales a menudo se forman frente a la costa occidental de África occidental (Guinea / Senegal) durante la primera parte de la temporada de huracanes en el Atlántico (junio-agosto) y rara vez impactarán en Cabo Verde, por lo que estas tormentas en particular se denominan "huracanes de tipo Cabo Verde".

Leer[editar]

  • Achebe, Chinua. Las cosas se desmoronan. La obra clásica de la literatura africana moderna. Aunque ambientada en la Nigeria precolonial, la obra magna de Achebe es en cierto sentido la historia de la colonización europea de África en su conjunto. Fue innovador cuando se publicó por contar una historia africana desde la perspectiva de los africanos, en lugar de los europeos. En ese momento, era estándar presentar las culturas africanas como primitivas y simples; Achebe rompió esta suposición al describir la riqueza y complejidad de una sociedad africana.
  • Battuta, Ibn. Los viajes de Ibn Battuta. Los diarios de viaje del legendario explorador Ibn Battuta, considerado uno de los más grandes viajeros de la historia. En 1325, se embarcó en la peregrinación del Hajj a La Meca desde su Marruecos natal, a la edad de 21 años, y durante las siguientes tres décadas pasó por más de 40 países modernos viajando más de tres veces la distancia que el Marco Polo casi contemporáneo. Su viaje de 1325-1332 visitó el norte de África , Somalia y la costa de Swahili (Kenia, Zanzíbar y Tanzania). Un viaje entre 1349-1354 visitó Tombuctú , pasando por el Marruecos moderno , Mauritania ,Malí , Níger y Argelia . Existen algunas traducciones modernas, incluida la traducción de 1829 de Samuel Lee ( The Travels of Ibn Battuta. Cosimo Classics, 2009. ISBN 978-1605206219 ) y una de 2003 de Tim Mackintosh-Smith (The Travels of Ibn Battuta. Macmillan UK, 2003. ISBN 978-0330418799), que también vuelve a rastrear los pasos de Battuta en el siglo 21 temprano y publicaron algunos otros libros sobre sus viajes. La peregrinación de Battuta a La Meca, viajando por el norte de África medieval y el Medio Oriente fue la base de la película IMAX de 2009 ( Viaje a La Meca: Tras las huellas de Ibn Battuta , IMDb ). La Universidad de Berkeley tiene una buenacuenta en línea de sus viajes.
  • Dowden, Richard. África: Estados alterados, milagros ordinarios. Asuntos Públicos, 2010. ISBN 978-1586488161 Este libro intenta examinar el continente de África y explicar por qué África es como es. Este libro tiene numerosos ejemplos de casos que destacan los problemas / luchas que enfrenta el continente y su gente en la actualidad. 592 páginas.
  • Kapuscinski, Ryszard. La sombra del sol. Vintage, 2002. ISBN 978-0679779070 Memorias del periodista polaco Ryszard Kapuscinski, quien llegó en 1957 para ver a los primeros estados obtener la independencia y ofrece una visión de los tumultuosos años de finales del siglo XX en el continente.
  • Meredith, Martin. El destino de África: una historia de cincuenta años de independencia. PublicAffair, 2005. ISBN 978-1-58648-398-2 Uno de los mejores y más completos libros disponibles para cubrir la tumultuosa historia reciente de África, desde los eventos que llevaron a la independencia hasta el siglo XXI. 752 páginas.
  • Naipaul, VS. La máscara de África: vislumbres de las creencias africanas. Picador, 2010. ISBN 978-0-330-47205-0 Examina las complejas interacciones de las religiones tradicionales, las religiones occidentales y otras creencias en la sociedad africana moderna en Uganda, Nigeria, Ghana, Costa de Marfil, Gabón y Sudáfrica.
  • Lector, John. África: una biografía del continente. Vintage Books, 1997. ISBN 0-679-73869-X Cubre la historia del continente desde el hombre primitivo hasta las primeras décadas de la independencia, incluidas las sociedades y pueblos antiguos, las primeras exploraciones de los occidentales, la colonización y la independencia. 801 páginas.

Población[editar]

Política[editar]

Después del desordenado divorcio de África de sus potencias coloniales europeas, muchos países africanos se vieron envueltos en luchas de poder político y guerras civiles. Sin embargo, desde la década de 1980, las naciones de este continente se han acercado y muchos conflictos en el continente han visto a los países vecinos intervenir positivamente en lugar de la intervención / invasión de las potencias europeas y occidentales. La mayoría de los países africanos están desarrollando democracias, que luchan contra la corrupción, pero avanzan hacia valores democráticos, como elecciones libres y justas, libertad de expresión y participación en el gobierno de varios estratos de la sociedad.

Sin embargo, hay algunos países que aún conservan gobiernos autoritarios, dictaduras y cleptocracias. Antes de los acuerdos de paz que pusieron fin a la guerra civil en ambos países, Angola y Mozambique eran estados comunistas de partido único y permanecen bajo el control de estos partidos, que han pasado de ideología marxista-leninista a ideología socialista de extrema izquierda y conservan símbolos comunistas en sus banderas. Escudos de armas, himnos nacionales y otros símbolos nacionales. Guinea Ecuatorial y Eritrea siguen estando entre los países más autoritarios de la Tierra, con una severa represión de la oposición.

Varios gobiernos nacionales tienen un control débil de su territorio, como Somalia, ambos Congos, la República Centroafricana, Chad, Libia y Mali. Además de los gobiernos nacionales, algunas "tribus" continúan reteniendo reyes / jefes reconocidos por el gobierno nacional así como por la población local y, a veces, incluso se les da una autonomía / autoridad limitada sobre las tierras "tribales". El problema del "tribalismo" que afecta a muchos países africanos es un nombre poco apropiado, ya que muchas de estas "tribus" son étnica y lingüísticamente más diversas y diferentes entre sí que la mayoría de las etnias europeas, y a menudo se vieron obligadas a vivir en un solo estado. debido a la naturaleza arbitraria de las fronteras coloniales.

Hoy, más que en cualquier otro momento de la historia del continente, las naciones del continente están cooperando en cuestiones importantes y confían cada vez más en sí mismas para detener los conflictos y negociar la paz, en lugar de permitir que la ONU y las potencias occidentales lo hagan. La Unión Africana (UA) es la respuesta del continente a las Naciones Unidas y promueve la unidad y la resolución de conflictos. Fue establecido en 2002, con su sede administrativa en Addis Abeba, Etiopía, y representa a todas las naciones y territorios africanos, y varias posesiones europeas en los océanos Índico y Atlántico. La UA ha logrado algunos logros en la promoción de los derechos humanos, el desarrollo, la integración económica, la armonización de las normas comerciales / aduaneras / de inmigración e interviniendo para detener los conflictos (especialmente en Somalia) y los juegos de poder inconstitucionales en los estados miembros. Sin embargo, queda mucho trabajo por hacer y la corrupción sigue siendo desenfrenada, numerosos países sufren conflictos políticos / étnicos y las medidas de calidad en materia de desarrollo, educación, salud y derechos humanos siguen siendo bajas.

Influencia europea y ayuda al desarrollo

Las potencias coloniales europeas permanecieron activas en muchas naciones después de la independencia; Francia mantiene estrechos lazos diplomáticos con muchas de sus antiguas colonias, y muchas de las otras, como el Reino Unido, Portugal y Bélgica, tienen grandes comunidades de inmigrantes africanos procedentes de sus respectivas antiguas colonias. Estados Unidos, en gran parte liberado del estigma de la "ex potencia colonial", ha estado activo durante mucho tiempo en la promoción de la resolución de conflictos, los derechos humanos y en la provisión de ayuda para el desarrollo y asistencia de emergencia. Si bien la ayuda para el desarrollo rara vez supera el 1% de los presupuestos de los países donantes, algunos países africanos dependen o han dependido en el pasado del dinero de la ayuda y los créditos de países e instituciones internacionales como el Banco Mundial. Si bien ha habido un cambio de enfoque de proyectos a gran escala como presas y carreteras a iniciativas más locales como la electrificación rural o el transporte público para ciudades individuales, el tema sigue siendo controvertido y algunas voces africanas incluso han pedido el fin de la ayuda al desarrollo. en total. Otro problema con los créditos del Banco Mundial es que los nuevos gobiernos (democráticos) a menudo tienen que devolver los créditos antiguos que sus predecesores (autoritarios, cleptocráticos) han sacado y malgastado o malversado, obligando así a su agenda política a ajustarse a los deseos del gobierno. Banco Mundial en gran parte en lugar de su propia gente. La cuestión de si algunos o todos esos "préstamos onerosos" debería o podría ser perdonado es otro tema polémico entre las naciones acreedoras (principalmente europeas y norteamericanas) y los deudores africanos. Otra fuente de dinero para muchas personas y países son las llamadas "remesas", es decir, dinero que los emigrantes de países africanos envían a sus amigos y familiares en sus antiguos países de origen. Si bien esto a veces ha ayudado a hacer crecer las economías locales y ha generado inversiones muy necesarias, la dependencia extrema de algunas áreas de esta fuente de ingresos ha creado una gran cantidad de problemas económicos. Como viajero, probablemente notará que Western Union y servicios similares están disponibles casi en todas partes, ya que se utilizan con frecuencia para recibir remesas. - es decir, dinero que los emigrantes de países africanos envían a sus amigos y parientes en sus antiguos países de origen.

Influencia china

China ha sido un factor importante en el continente desde 2000 y los diplomáticos occidentales ahora están tratando de ponerse al día y luchar por la influencia con China. La demanda china de recursos naturales es grande y los chinos han abordado a muchos gobiernos africanos sin el estigma de ser una nación occidental rica o preocuparse mucho por los valores (derechos humanos, libertad política, etc.) de los gobiernos con los que tratan. Otro punto de venta para ellos es la gran cantidad de empresas estatales que tienen y la integración entre el gobierno chino y las empresas estatales que utilizan para minar y construir carreteras e infraestructura en comparación con la relación entre los gobiernos occidentales y las empresas privadas. China ha buscado en gran medida los derechos mineros mediante la construcción de infraestructura y buscando concesiones lucrativas para sus empresas estatales como "pago" inicial por los recursos que luego se extraerán. Al construir, casi siempre importarán trabajadores chinos para completar tales proyectos, mientras que los africanos nativos rara vez o nunca son empleados. Como resultado, no es raro ver equipos de cientos de chinos acampando y trabajando para construir una nueva carretera o un proyecto de viviendas. El obsequio más auspicioso de los chinos es probablemente el nuevo complejo de oficinas centrales de 200 millones de dólares para la Unión Africana, construido y financiado por China e inaugurado en 2012. Queda por ver si la participación china resulta beneficiosa o simplemente otra forma de neocolonialismo. es un tema controvertido tanto dentro de los países en los que China está involucrada como fuera de ellos.

Religión[editar]

Bandera vudú.

La mayor parte del continente profesa religiones tradicionales africanas, englobadas dentro del impreciso grupo conocido como animista. Esto significa que creen que los espíritus habitan objetos animados o inanimados. Dicho así mismo suele persistir bajo la apariencia de religiones universalistas como el islam o el cristianismo. También hay creyentes del rastafarismo.

El Islam tiene una presencia dominante en el norte y destacada en el Sáhara, el Sahel, África Occidental y África Oriental. El cristianismo monofisita, aunque más antiguo que el Islam, quedó confinado a Etiopía. A partir del siglo XX adquirirán una creciente importancia el catolicismo y protestantismo.

Sin embargo, tanto islam como el cristianismo se encuentran en África con sincretismos más o menos sectarizados como el kimbanguismo o la Iglesia "Cita con la Vida", que persisten y se reproducen gracias a la fortaleza implícita de los conceptos de las religiones tradicionales. Las religiones tradicionales africanas tienen una presencia destacada en América, especialmente el vudú en Haití, la religión yoruba y las religiones del antiguo Reino del Congo en el Caribe y en Brasil principalmente.

Existen asimismo minorías hinduistas, de hecho en Sudáfrica hay una pequeña comunidad india.

La religión y la espiritualidad son importantes en toda África. Las religiones más prolíficas son el cristianismo y el islam , con un número considerable de africanos ateos / irreligiosos y seguidores de las religiones tradicionales. Los porcentajes exactos de seguidores religiosos varían ampliamente entre las fuentes respetadas, con aproximadamente un 40-45% de cristianos, un 40-50% de musulmanes, un 10-15% de creencias indígenas y un 5-10% de creencias irreligiosas.

El cristianismo se extiende por una gran región, que abarca casi todo el sur, centro y este de África, y tiene una larga historia en África. Egipto está estrechamente asociado con la historia de la Iglesia cristiana primitiva. Etiopía fue una de las primeras naciones en adoptar el cristianismo como religión oficial (en 330 d.C.) La mayoría de los cristianos son protestantes o católicos romanos y lo mezclan con creencias indígenas, a excepción de las poblaciones ortodoxas de Egipto, Etiopía y Eritrea. Los misioneros cristianos y el deseo de "civilizar" a los africanos tribales mediante la conversión fue un impulso importante de la colonización europea.

Ramadán

El Ramadán es el noveno mes y el más sagrado del calendario islámico y dura entre 29 y 30 días. Los musulmanes ayunan todos los días durante su duración y la mayoría de los restaurantes permanecerán cerrados hasta los descansos del ayuno al anochecer. Se supone que nada (incluidos el agua y los cigarrillos) debe pasar por los labios desde el amanecer hasta el atardecer. Los no musulmanes están exentos de esto, pero aún deben abstenerse de comer o beber en público, ya que esto se considera muy descortés. Las horas de trabajo también se reducen en el mundo empresarial. Las fechas exactas del Ramadán dependen de las observaciones astronómicas locales y pueden variar un poco de un país a otro. El Ramadán concluye con el festival de Eid al-Fitr, que puede durar varios días, generalmente tres en la mayoría de los países.

  • 24 de abril - 23 de mayo de 2020 (1441 d. H.)
  • 13 de abril - 12 de mayo de 2021 (1442 d. H.)
  • 2 de abril - 1 de mayo de 2022 (1443 d. H.)
  • 23 de marzo - 20 de abril de 2023 (1444 d. H.)
  • 11 de marzo - 9 de abril de 2024 (1445 d. H.)

Si planea viajar a África durante el Ramadán, considere leer Viajar durante el Ramadán.

El Islam es la religión más grande del continente por número de adherentes (según la mayoría de las fuentes) pero, reforzado por las grandes poblaciones musulmanas de Egipto y Nigeria, cubre una huella geográfica más pequeña. Todos los países del norte de África son abrumadoramente musulmanes y solo Egipto tiene una minoría cristiana considerable, pero la irreligión está creciendo, especialmente entre los jóvenes urbanos. Casi toda África occidental y saheliana también es mayoritariamente musulmana, excepto Cabo Verde, Liberia, Ghana, Benin y Togo. Nigeria, Chad y Costa de Marfil están divididos por igual entre las poblaciones musulmanas del norte y las cristianas del sur. El Islam fue traído por primera vez al continente en los siglos posteriores a su nacimiento, se extendió por el norte de África y luego se extendió por la costa del Océano Índico por comerciantes y marinos a las costas de Kenia, Tanzania y las Comoras. El idioma swahili está fuertemente influenciado por el árabe. La mayoría de los musulmanes son sunitas, con una gran población de sufíes moderados en África occidental y Sudán, que a menudo combinan el islam sunita con las creencias tradicionales. Se ha intentado promover formas más conservadoras de Islam desde la década de 1990, a través de ONG musulmanas y la asistencia de Arabia Saudita, aunque esto coincide con el temor a la radicalización y al surgimiento de al Qaeda y otros grupos islamistas en partes del norte de África y el Sahel. (en particular Malí, Níger y Argelia). En ciertas regiones musulmanas, se espera el cumplimiento de la ley religiosa, como no consumir alcohol (pero el khat está bien, Se ha intentado promover formas más conservadoras de Islam desde la década de 1990, a través de ONG musulmanas y la asistencia de Arabia Saudita, aunque esto coincide con el temor a la radicalización y al surgimiento de al Qaeda y otros grupos islamistas en partes del norte de África y el Sahel. (en particular Malí, Níger y Argelia). En ciertas regiones musulmanas, se espera el cumplimiento de la ley religiosa, como no consumir alcohol (pero el khat está bien, Se ha intentado promover formas más conservadoras de Islam desde la década de 1990, a través de ONG musulmanas y la asistencia de Arabia Saudita, aunque esto coincide con el temor a la radicalización y al surgimiento de al Qaeda y otros grupos islamistas en partes del norte de África y el Sahel. (en particular Malí, Níger y Argelia). En ciertas regiones musulmanas, se espera el cumplimiento de la ley religiosa, como no consumir alcohol (pero el khat está bien,donde sea legal ) y la cobertura de los miembros de las mujeres, y se comete una ofensa extrema cuando estas reglas se rompen o, peor aún, el Islam o sus profetas son insultados.

Las religiones africanas tradicionales son practicadas por muchos africanos, ya sea de forma exclusiva o como elementos sincréticos entretejidos en su práctica del cristianismo o el Islam. No hay un único aspecto unificador de estas religiones más allá del hecho de que todas se basan en la tradición oral y el animismo. En algunos casos, la creencia no está en deidades particulares, sino más bien en "magia". Entre los elementos comunes, pero ciertamente no universales, de las religiones africanas indígenas se encuentran:

  • Reconocimiento de un dios o dioses duales y respeto por los elementos naturales como seres sobrenaturales.
  • Respeto de la naturaleza cíclica de la vida (agricultura, lluvia / sequía, luna creciente / menguante): el "círculo de la vida";
  • La comunicación con los antepasados ​​se practica o es parte integral de la comunicación con dios y otras deidades;
  • Se consulta a los curanderos y curanderos tradicionales sobre una amplia gama de temas, como asuntos físicos, psicológicos, espirituales, morales y legales. También pueden facilitar la comunicación con espíritus ancestrales y / o usar magia y hechicería, de ahí el término "médicos brujos".

La magia juega un papel en muchas creencias africanas tradicionales. La magia se refiere a la interacción entre los mundos natural y sobrenatural, lo visible y lo invisible. Se cree que los magos, brujas, chamanes y hechiceros tienen habilidades especiales para manipular la comunicación / relaciones entre los dos mundos, ya sea para bien o para mal. Desafortunadamente, es algo común (especialmente en las zonas rurales de África Central y Occidental) que las personas afirmen que otros están usando magia por razones inapropiadas y son brujas. Las acusaciones de ser una bruja o de usar magia / brujería a menudo conducen al ostracismo de las personas: las mujeres son expulsadas de los hogares, los niños son abandonados por los padres, son sometidos a exorcismos violentos / dolorosos y con frecuencia son asesinados. En algunos lugares, se cree que las brujas son la fuente de enfermedades terminales como el cáncer y el SIDA.

La religión Vodun practicada en Togo y Benín (un precursor del Voudou haitiano y religiones relacionadas entre la Diáspora africana en las Américas) cree que toda la creación es divina y por lo tanto lleva el poder de lo divino. Esto explica cómo ciertas plantas tienen la capacidad de curar y por qué los "fetiches" mundanos, como las estatuas o las plantas / animales secos, tienen poderes curativos y rejuvenecedores.

El hinduismo lo practican las grandes poblaciones de indios étnicos en las antiguas colonias británicas de Kenia, Uganda, Tanzania y Sudáfrica, donde muchos indios eran sirvientes contratados por amos británicos. Mauricio es el único país africano donde la mayoría de la población practica el hinduismo (52%). judaísmo tiene una larga, si no muy conocida, historia en el continente. Los Beta Israel de Etiopía son judíos legalmente reconocidos y se cree que son descendientes de una de las Diez Tribus Perdidas (la Tribu de Dan). También hay una gran comunidad judía en Sudáfrica, en su mayoría descendientes de inmigrantes de Lituania en el siglo XIX y principios del XX. Muchas comunidades judías existieron en todo el norte de África, algunas de la diáspora temprana, mientras que otras huyeron de la persecución en Iberia en los siglos VII y XV. Esas comunidades ahora se han ido casi por completo, habiendo emigrado a América del Norte, Israel y Francia para escapar de la persecución o ser expulsados ​​directamente después de la fundación del estado de Israel, aunque todavía sobreviven vestigios de estas comunidades en Marruecos y Túnez.

Llegar[editar]

En avión[editar]

El continente tiene quizás la red de rutas aéreas menos extensa de todos los continentes habitados del mundo. Al volar a destinos importantes como Johannesburgo, Nairobi o Accra, hay una buena cantidad de opciones y costos de pasajes aéreos sobre el promedio en comparación con rutas de longitud similar en todo el mundo. Las tarifas aéreas tienden a ser más baratas cuando se reservan desde una capital europea que tiene un fuerte vínculo colonial con su destino, lo que generalmente significa desde Londres, París, Bruselas y Lisboa. Egipto también tiene conexiones abundantes y económicas con Oriente Medio y Europa. Sin embargo, los destinos menos populares como Brazzaville o Niamey solo pueden ser atendidos por unos pocos vuelos por semana operados por las principales aerolíneas y el costo del pasaje aéreo puede ser costoso. Algunas aerolíneas africanas (como Air Namibia) solo prestan servicios a sus países vecinos, con uno o dos (o ningún) vuelos a Europa.

Las principales aerolíneas de África, South African Airways, Kenya Airways y Ethiopian Airlines, ofrecen un nivel de servicio decente a las capitales del continente y otras ciudades importantes y vuelan a muchas ciudades importantes de todo el mundo. Pocas otras aerolíneas africanas operan vuelos intercontinentales y muchas tienen antecedentes de seguridad deficiente o cuestionable y ofrecen niveles de servicio deficientes. Muchos vuelos a África están disponibles desde / a través de Europa y Oriente Medio. Tenga en cuenta que muchas aerolíneas forman parte de alianzas y acuerdos de código compartido y es probable que vuele en más de una aerolínea.

Consulte el artículo de su destino para obtener información más específica sobre vuelos. Tenga en cuenta que muchos países africanos solo ofrecen algunos vuelos internacionales cada día o, en algunos casos, cada semana. Si bien no es difícil llegar a Sudáfrica, Kenia, Nigeria o Egipto, llegar a Malawi o Togo puede ser todo un desafío.

De Europa[editar]

Hay más vuelos a África desde Europa que desde cualquier otro continente. Destinos de vacaciones populares como Egipto, Túnez, Marruecos, Cabo Verde, Kenia y Sudáfrica están bien comunicadas con las principales ciudades de Europa, incluso con aerolíneas de descuento y vuelos chárter. Royal Air Maroc, Afriqyah Airlines, Kenya Airways Jet4you y EgyptAir tienen una buena selección de destinos europeos y Ethiopian, Kenya Airways, South African Airways y Arik Air sirven a un par de ciudades importantes (Londres, París, etc.). Los vuelos más baratos a las ciudades africanas suelen ser a través de la antigua potencia colonial del país africano. Ciudades con grandes poblaciones de inmigrantes como Londres, Marsella y París tienen un buen número de vuelos a África. Turkish Airlines vuela a 39 destinos en 30 países africanos a partir de 2014.

De Asia y Medio Oriente[editar]

Casi todos los países del norte de África, junto con Sudán, Eritrea, Djibouti y Somalia, tienen amplias conexiones con Oriente Medio. Y de manera similar, es probable que los países con grandes poblaciones musulmanas tengan una conexión con Jedda / La Meca durante todo el año o estacionalmente (por ejemplo, durante el hajj). Las aerolíneas de Oriente Medio como Emirates, Etihad Airways, Qatar Airways han ampliado enormemente sus servicios a África y ofrecen conexiones a muchas de las principales ciudades africanas a precios competitivos que las aerolíneas europeas.

De las Américas[editar]

Se sirven varios destinos sin escalas o directamente desde los Estados Unidos , incluidos Johannesburgo, Lagos, Addis Abeba, Accra y Dakar. El servicio limitado está disponible desde Brasil (a Angola y las Islas Canarias), Canadá (a Argelia), Cuba (a Angola) y Venezuela (a las Islas Canarias). South African Airlines, Delta, United y Ethiopian Airlines son los principales operadores entre EE. UU. Y África. El vuelo de Delta de Johannesburgo a Atlanta es el segundo vuelo más largo del mundo tanto por distancia (13.582 km) como por tiempo programado (16 horas y 40 minutos).

De Australia[editar]

Solo hay un puñado de vuelos directos que conectan Johannesburgo con Perth y Sydney. Además, existe una conexión entre Mauricio y Perth.

Por carretera o ferry[editar]

La única conexión terrestre con otro continente es el istmo de Suez de 163 km de ancho, que se encuentra en Egipto (aunque la península del Sinaí a veces se considera parte de África por razones geopolíticas). Por tanto, la única forma de entrar en África es atravesando Egipto. La mayoría de las personas que conducen desde el Medio Oriente a África viajan a través de Jordania y toman un ferry corto a Egipto para evitar el tránsito por Israel, ya que los dos vecinos africanos de Egipto (Sudán y Libia) niegan la entrada a personas con sellos israelíes o sellos egipcios / jordanos que indiquen viajar a Israel.

A pesar de que solo hay un cruce terrestre estrecho hacia el continente, existen otras formas de llevar vehículos a África en transbordadores cortos. La corta travesía del Estrecho de Gibraltar entre España y Marruecos es atravesada por varios ferries a diario y es relativamente económica. Otros transbordadores de automóviles incluyen:

  • Italia - Túnez ferry es operada por un par de diferentes empresas. Sin embargo, debe pasar por Argelia hacia Mauritania / Níger -o- de Libia a Egipto, ambos muy costosos y difíciles de ingresar con un automóvil.
  • Los transbordadores de automóviles de España / Francia a Argelia son operados por Algerie Ferries. Su sitio web está solo en francés.
  • Los ferries Yemen-Djibouti pueden operar semanalmente o con mayor frecuencia (la información sobre este cruce es escasa y contradictoria) para evitar Egipto (debido a los impuestos de importación extremadamente altos) o Sudán (ya que la frontera entre Etiopía y Sudán es propensa al bandidaje). También es posible cruzar en dhow en motocicletas o vehículos pequeños / ligeros.
  • Los transbordadores de automóviles de Port Sudan, Sudán a Jeddah , Arabia Saudita se ejecutan diariamente y son una excelente manera de evitar las tarifas muy altas para ingresar a Egipto, aunque las visas para Sudáfrica son difíciles de obtener.
  • Los ferries unen Marruecos con España y Gibraltar. Además, también hay conexiones entre la España peninsular y sus posesiones africanas de Ceuta y Melilla, desde donde se puede conducir a través de la frontera con Marruecos.

Varios camiones terrestres realizan viajes que cruzan entre Europa o el Medio Oriente y África, estas empresas se enumeran a continuación en "Moverse / Overland trucks".

En barco[editar]

Muchos cruceros por el Mediterráneo hacen escala en países del norte de África como Egipto, Túnez, Marruecos, las Islas Canarias y Cabo Verde. Algunos transatlánticos se detendrán en las Islas Canarias o Cabo Verde en travesías transatlánticas o en Sudáfrica, Madagascar, Mombasa, Zanzíbar, las Seychelles o Mauricio en viajes alrededor del mundo.

En otras partes de África, los cruceros se limitan a líneas de cruceros de lujo o "boutique", a menudo a bordo de embarcaciones pequeñas y bastante caras o " cruceros de carga " que no ofrecen mucho a los "pasajeros" pero pueden pasar unos días en un puñado de puertos. Grimaldi Freighter Cruises tiene salidas semanales a África Occidental haciendo el viaje de ida y vuelta desde Ámsterdam en 38 días.

Las Seychelles, Reunión y Mauricio son destinos populares para yates y embarcaciones privadas, pero la piratería en el Cuerno de África ha mantenido alejados a muchos de los barcos europeos.

Desplazarse[editar]

Visas[editar]

La regla general de que las visas son más difíciles de obtener para países que tienen gobiernos más autoritarios y son destinos turísticos menos "clásicos" también se aplica a África, aunque hay excepciones. Además, con pocas excepciones, es más fácil ingresar a la mayoría de los países si eres de un país del "primer mundo". Los requisitos y costos de la visa para los países africanos varían según su nacionalidad / ciudadanía y según el país. Muchos países del sur y este de África tienen visas libres de visa o visas disponibles en el aeropuerto o en el cruce fronterizo para la UE, Estados Unidos, Canadá y algunas otras nacionalidades con una cantidad mínima de papeleo y espera. Por otro lado, algunos países tienen requisitos onerosos que a menudo difieren entre sus embajadas y cruces fronterizos.

La mayoría de los países de África occidental requieren visas para los viajeros de fuera de la región. En algunos casos, estas visas se pueden tramitar en los aeropuertos o (con menos frecuencia) en las fronteras, pero a menudo esta no es una opción. Las embajadas de África occidental no están muy extendidas fuera de la región (generalmente se limitan a las antiguas metrópolis coloniales) y, en ocasiones, los servicios de visado no están disponibles en algunos países vecinos. A veces, las visas se emiten rápidamente, a veces es un proceso largo y costoso. Verifique antes de comenzar un viaje por la región, ya que las regulaciones y prácticas cambian a menudo.

Hay cuatro uniones aduaneras vigentes en África:

  • África del Sur (Sudáfrica, Botswana, Lesotho, Eswatini)
  • África occidental (Senegal, Guinea-Bissau, Malí, Burkina Faso, Costa de Marfil, Togo, Benin, Níger, Gambia, Ghana, Guinea, Liberia, Nigeria, Sierra Leona)
  • África central (Camerún, República Centroafricana, Chad, Guinea Ecuatorial, República del Congo, Gabón)
  • África oriental (Kenia, Tanzania, Uganda, Ruanda, Burundi)
Nota: La mayoría de los estados africanos exigen que los viajeros internacionales muestren certificados de vacunación contra la fiebre amarilla a su llegada.

Accesibilidad[editar]

En avión[editar]

Hay una serie de aerolíneas confiables que surcan el continente africano. Los principales entre ellos son:

  • South African Airways (SAA) ( Johannesburgo , Sudáfrica ), [1] , tiene vuelos diarios a la mayoría de los principales centros políticos y económicos del sur, este y centro de África. Si vuela desde el hemisferio norte a algún lugar al norte de Sudáfrica , no olvide comprobar cuánto retroceso tendrá que hacer y si vale la pena. El vuelo desde Washington, DC se detiene en Senegal , pero si se baja allí, SAA no tiene conexiones con ningún otro lugar.
  • Kenya Airways (Nairobi, Kenia), [2] , conecta más ciudades africanas que cualquier otra aerolínea del continente. Es en parte propiedad de KLM Royal Dutch Airlines, ofrece un buen servicio y vuelos frecuentes a todos los países de la región de África Oriental y muchos otros destinos africanos e internacionales importantes.
  • Ethiopian Airlines (Addis Ababa, Etiopía), [3] transporta más pasajeros que cualquier otra aerolínea africana y ofrece un servicio directo desde muchas ciudades europeas y Washington a su centro de operaciones en Addis Ababa. Desde allí tiene una muy buena cobertura a muchas ciudades de África. El vuelo desde / hacia Washington reposta en Roma. Su kilometraje se puede utilizar en los servicios de Lufthansa y las millas de Lufthansa también se pueden utilizar en Ethiopian.

También hay muchas aerolíneas que son dignas de mención en determinadas regiones, como TAAG Angola Airlines (África del Sur / Central), Arik Air (Nigeria), Afriqiyah Airways (África Central / Occidental, pero su hub está en Trípoli), Royal Air Maroc ( África occidental / central / norte, pero su hub está en Marruecos), Air Mali (África occidental), Air Burkina (África occidental), Air Austral (Océano Índico), Air Mauritius (Océano Índico), Tunis Air (África del Norte), y Jetlink (África Oriental). Muchas otras aerolíneas africanas ofrecen vuelos a lugares más remotos.

Nota: Tenga en cuenta la seguridad de las aerolíneas cuando vuele en África. Aunque South African Airways, Ethiopian Airlines y Kenya Airways cumplen con los estándares de seguridad de la UE y la FAA, no ocurre lo mismo con todas las aerolíneas, especialmente con las aerolíneas nacionales más pequeñas en países donde la estabilidad política puede ser deficiente, débil o reintroducida recientemente. Consulte con la Comisión de Seguridad Aérea de la UE para obtener una lista de aerolíneas que no cumplen con sus estándares de seguridad.

En coche[editar]

Si desea conducir su propio automóvil por África, consulte también Carnet de Passage

Para viajes turísticos, puede ser menos costoso contratar un taxi que alquilar un automóvil, pero asegúrese de negociar las tarifas de taxi de antemano. Viajar por caminos rurales puede ser lento y difícil en la estación seca y puede verse interrumpido por inundaciones en la estación lluviosa. Si planea viajar en áreas rurales del África subsahariana, evite los meses lluviosos de mayo a octubre por encima del ecuador y los meses lluviosos de noviembre a abril por debajo del ecuador. Algunas carreteras pueden inundarse o inundarse durante estos meses.

Viajar en automóvil fuera de las grandes ciudades puede ser peligroso. Las carreteras principales generalmente están bien mantenidas, pero hay pocas carreteras divididas en África. Además, los accidentes automovilísticos rurales son bastante comunes debido a los altos límites de velocidad y la presencia de vida silvestre en estas áreas. No se recomienda conducir de noche, especialmente en áreas rurales, y se alienta a los visitantes a contratar operadores turísticos de renombre para safaris u otras expediciones de observación de animales.

En bus[editar]

El servicio de autobús es extenso en África y en casi todos los países es el principal medio de transporte tanto para locales como para turistas. Los estilos de autobuses y minibuses varían en todo el continente; consulte las páginas de los países para obtener más información.

Con el pulgar[editar]

Los lugareños caminan en vehículos con extraños en toda África, a menudo pagando una tarifa al conductor a cambio del favor o servicio. La distinción entre un vehículo privado y un taxi se difumina y, en muchos países, el negocio informal de los taxis florece al recoger a las personas que quieren un ascensor del lado de la carretera. En algunas áreas, como Johannesburgo, los autostopistas utilizan señales de mano específicas para indicar a dónde desean ir y es común que los vehículos lleven a varias personas al mismo tiempo en un área en particular. Los extranjeros pueden exponerse a un riesgo personal considerable al viajar de esta manera, y es importante comprender el clima político y social de cada región antes de hacerlo.

Por camión terrestre[editar]

Algunas personas con tiempo limitado o que prefieren no hacer sus propios arreglos optan por la experiencia "overlander". Muchos operadores realizan recorridos en camiones grandes que son cómodos y están equipados con instalaciones para alrededor de 8-30 personas. Por lo general, se ejecutan en un calendario bastante ajustado y cubren una gran distancia, como "Nairobi a Johannesburgo en seis semanas". Estos tours se realizan en todo el continente, pero el este y el sur de África son, con mucho, los destinos más populares. El alojamiento consiste principalmente en campamentos con tiendas de campaña. La mayoría de las comidas están organizadas y muchas son preparadas por los que están en el viaje (las tareas de cocina se rotan durante el viaje), y se programa el tiempo libre (como todo lo demás). Sin embargo, Cataratas Victoria, Swakopmund, Zanzíbar y Parque Nacional del Serengeti. Algunas personas realmente disfrutan de estos recorridos, especialmente cuando no tienen tiempo suficiente para organizar ellos mismos todos los arreglos de viaje. Otros detestan la sola idea de viajar en grupo y piensan que te mantienen fuera de contacto con el África "real". Cualquiera sea el caso, son una forma muy diferente de viajar por África. Las personas que realizan estos recorridos tienden a ser jóvenes de corazón y un poco aventureras; estos tours no son viajes de lujo.

En tren[editar]

La mayoría de las líneas ferroviarias en África fueron construidas por las potencias coloniales, a menudo con un gran costo humano, con el objetivo principal de extraer riqueza del interior hacia las ciudades costeras para su exportación. Después de la caída del colonialismo, muchas líneas no se han extendido ni mantenido. Por lo tanto, los ferrocarriles de pasajeros en África son escasos y la mayoría son cortos, lentos y dentro de un solo país. Sin embargo, durante la década de 2010, la inversión china y europea ha rehabilitado varias líneas y también ha construido nuevas líneas ferroviarias de ancho estándar en varios países.

Los estados de Argelia, Egipto, Marruecos y Túnez, en el norte de África, cuentan con redes ferroviarias de calidad adecuada, algunas de las cuales incluso son favorables a las de algunos países de Europa o Asia oriental, con conexiones a la mayoría de las ciudades importantes. En 2018, Marruecos inauguró la primera verdadera línea ferroviaria de alta velocidad de África entre Tánger y Rabat. Sin embargo, debido a las tensiones políticas (y en parte a la escasa población en las zonas fronterizas) no existen servicios de trenes internacionales entre estos países. Para los viajeros desde y hacia Egipto, el antiguo Wadi Halfa a Jartum, en Sudán, el tren es útil ya que conecta con el ferry a través del lago Nasser hasta la terminal ferroviaria egipcia en Asuán. Una experiencia única, pero no muy útil como medio de transporte, es viajar en el tren más largo del mundo en Mauritania, ya sea en el furgón de cola o en vagones abiertos de mineral de hierro. Libia no tiene ferrocarriles y planes de cambio que fueron descarrilados por los problemas políticos que han sacudido a este país desde la década de 2010.

Sudáfrica tiene una larga historia con el ferrocarril de pasajeros, hay trenes nocturnos desde la mayoría de las principales ciudades varias veces por semana. Además, la provincia de Gauteng es servida por el rápido Gautrain , que conecta las principales ciudades de Johannesburgo y Pretoria con el Aeropuerto Internacional OR Tambo . No hay trenes internacionales adecuados a Sudáfrica, pero varias líneas terminan en ciudades fronterizas, por lo que es bastante fácil viajar desde países vecinos como Mozambique y Zimbabwe. La mayoría de los demás países de África austral tienen algún tipo de servicio de pasajeros, pero la calidad y la frecuencia varían mucho. Finalmente, para aquellos con dinero para derrochar, hay trenes de lujo como el Blue Train y Rovos Rail, que ofrece el lujoso encanto del viejo mundo.

África oriental ha tenido servicios en declive durante mucho tiempo, pero debido a la inversión reciente se han abierto varias líneas nuevas entre las principales ciudades. Tanto Etiopía como Kenia impulsan ahora nuevos trenes que conectan las principales ciudades. La línea clásica TAZARA, que conecta Dar es Salaam con Kapiri Mposhi en Zambia, todavía se mantiene, pasando por varios parques nacionales. A los países de África Central les ha ido peor con poca o ninguna inversión, y los ferrocarriles lo demuestran. Angola ha rehabilitado sus líneas ferroviarias, pero los servicios siguen siendo irregulares. Hay servicios muy limitados y erráticos disponibles en otros países.

Algunos servicios permanecen en África Occidental, siendo Ouagadougou, Burkina Faso a Abidjan, siendo Costa de Marfil los más utilizables para los turistas. Sin embargo, Nigeria está invirtiendo mucho en ferrocarril y han surgido varios trenes interurbanos nuevos.

En barca[editar]

Donde hay agua, generalmente hay servicios de botes hasta cierto punto. En la República Democrática del Congo, los barcos son el principal medio de transporte debido a la extensa red de ríos y la falta / calidad de carreteras y ferrocarriles. Algunos viajes fluviales notables en África son:

A lo largo del río Níger, pequeñas piraguas de madera que varían en diseño, desde una canoa para 2 personas hasta botes anchos de ~ 10 personas con dosel y baño. Viajar en piragua es lento, pero el paisaje saheliano y la gente que conoces en el barco y durante las paradas hacen de esta una experiencia africana memorable. Debido a las cataratas, las piraguas en el Níger solo operan en Mali y Níger.

A lo largo del río Congo, los transbordadores grandes, antiguos y a menudo abarrotados conectan ciudades a lo largo del río en la República del Congo, la República Democrática del Congo y la República Centroafricana. Pequeños botes de las aldeas salen y se amarran a estos transbordadores para vender alimentos y mercancías, y el bote es un mercado bullicioso de cientos de personas la mayor parte del tiempo. Las condiciones a bordo de estos transbordadores son malas y soportables solo por los viajeros más experimentados. Habla con el capitán para ver si puedes usar una de las pocas habitaciones para dormir.

Hablar[editar]

No hay un idioma dominante en África, pero si viaja a África occidental o central, el francés y el inglés serán los más útiles en estas naciones y regiones. El árabe es el idioma dominante en el norte de África, aunque el francés también se habla ampliamente. El inglés también es útil en muchos países y predominante en gran parte del sur de África. Swahili es el idioma más útil en África Oriental. En Etiopía, la mayoría de la gente habla amárico, que es autóctono de Etiopía. Incluso si conoce un idioma general como el francés, siempre es una buena idea traer libros de frases para los idiomas nativos. En Senegal, por ejemplo, a pesar de ser parte del África francófona, es probable que los visitantes encuentren wolof muy útil y a veces necesario cuando se trata de residentes. También es útil tener un conocimiento básico del idioma utilizado por el ex colono de un país (por ejemplo, el alemán es útil para saber si va a viajar a Namibia, ya que hay una gran población blanca de habla alemana). Cuanto más desee interactuar con los lugareños o salir de las ciudades, más importante será para usted tener recursos para comunicarse en los idiomas africanos locales.

La diversidad lingüística de África está ejemplificada por Sudáfrica, que tiene once idiomas oficiales, algunos de los cuales tienen el inventario de sonidos más complejo en cualquier idioma humano, con más de cien sonidos diferentes para distinguir el significado. En comparación, el inglés tiene menos de la mitad de ese número.

Ver[editar]

Flora y fauna[editar]

Muchos visitantes se sienten atraídos por la flora y fauna africanas y varios países se benefician del turismo de safari en los parques nacionales africanos.

Maravillas naturales[editar]

África es el hogar de muchas maravillas naturales famosas, desde el río Nilo, el río más largo del mundo, hasta las cataratas Victoria. El continente alberga dos de los cuatro volcanes del mundo con lagos de lava permanentes: el espectacular Monte Nyiragongo, que se eleva cientos de metros sobre Goma , República Democrática del Congo y Erta Ale en la severa depresión de Danakil en Etiopía (los otros son el Monte Erebus en la Antártida y Kilauea en Hawaii). El turista aventurero puede escalar ambos volcanes para pararse en el borde y contemplar con asombro la lava burbujeante debajo, ¡una vista especialmente increíble por la noche! El monte Camerún y su gloriosa extensión de lava también crean un hermoso sitio con una variedad de flora y fauna.

Paisajes[editar]

Aproximadamente centrada en el Ecuador, África es conocida por los paisajes típicos de las partes cálidas del mundo.

El norte de África está dominado por el inmenso desierto del Sahara encajado entre el Atlántico, el Mediterráneo y el Mar Rojo. Aparte del borde costero y las orillas del Nilo, esta es una parte seca y remota del continente. La cadena montañosa más notable (y probablemente más accesible) aquí es la cordillera del Atlas en Marruecos. El pico más alto es Jbel Toubkal, la montaña más alta de África que no se encuentra en el este del continente.

Al sur del Sahara, la vegetación aumenta gradualmente cuanto más al sur se viaja. Desde el sur del Sahel en adelante, el terreno es bastante llano con sabanas y estepas. Sin embargo, este no es el caso en estas latitudes en la parte oriental de África; este es el extremo norte de la "columna vertebral" de África de varias cadenas montañosas que se extienden desde Etiopía hasta Sudáfrica como una extensión del Nilo. El este de África central también es donde se pueden encontrar los lagos más grandes, incluido el lago Victoria. Nombrado en honor a la reina británica Victoria del siglo XIX, este es el segundo lago de agua dulce más grande del mundo por área de superficie y la fuente de una de las dos bifurcaciones del Nilo. Al suroeste del lago, un poco más de la mitad del camino hacia el Océano Índico, se encuentra la montaña más alta de África, Kilimanjaro.

Bisecado por el Ecuador, como era de esperar, el corazón de África está dominado por la selva tropical. La selva tropical del Congo es la segunda más grande del mundo, remota y en su mayoría deshabitada, e ir aquí es a menudo más una expedición que un viaje turístico. La parte centro oriental también es el mejor lugar para ir en el continente si está interesado en los volcanes.

Más al sur, el paisaje se vuelve cada vez más seco, especialmente en la mitad occidental. Namibia en particular es conocida por sus desiertos y cañones. El paisaje es diferente en el este con pintorescas montañas y cascadas, incluidas las poderosas Cataratas Victoria, sí, también recibió su nombre de la reina. En la meseta de las tierras altas de este rincón de África se encuentra Lesotho, el único país del mundo que se encuentra completamente a más de 1400 m sobre el nivel del mar. La parte más al sur del continente, en otras palabras Sudáfrica , recuerda al borde más al norte con clima mediterráneo y vegetación subtropical.

También hay varias naciones o territorios insulares ubicados en los océanos fuera de África continental. Por regla general, son montañosas con cadenas montañosas que a menudo consisten en volcanes. Rodeados de mar, por regla general tienen temperaturas más frías que los lugares del interior en las mismas latitudes.

Civilizaciones históricas[editar]

Si bien la vida silvestre diversa y única del continente es a menudo todo lo que se menciona en lo que respecta a los viajes africanos, como hogar de las civilizaciones más antiguas del planeta, África tiene culturas e historia igualmente impresionantes. La civilización más famosa del continente, y posiblemente del mundo, es la del antiguo Egipto . Desde la ciudad sureña de Abu Simbel hasta Luxor y todo el camino hacia el norte hasta Alejandría y El Cairo, incluidas las pirámides de Giza , el único superviviente de las Siete Maravillas del Mundo originales y los símbolos más emblemáticos de este antiguo reino. En Sudán se pueden encontrar sitios del Reino de Nubia que tenían estrechos vínculos con Egipto, como Gebel Barkal y muchas otras pirámides en Meroe.. También hay restos de la antigua ciudad-estado de Cartago que se pueden encontrar en la actual Túnez.

Etiopía ofrece muchas ruinas del antiguo reino de Axumite donde gobernaba la reina de Saba. Los obeliscos y las ruinas de Dungur en Axum fueron construidos antes de la conversión del reino al cristianismo, mientras que muchos otros grandes monumentos, como la Piedra Ezana y la Iglesia de Nuestra Señora María de Sión, donde se dice que se almacena el Arco de la Alianza, fueron construidos después de la conversión como lugares religiosos. Otras famosas estructuras cristianas construidas más tarde por el sucesor del reino, el Imperio abisinio , especialmente durante los siglos XII y XIII, también se pueden encontrar en Lalibela.

En África occidental, las estructuras del antiguo Imperio de Malí se pueden encontrar en Timbuktu y Djenne. Aunque hay influencias islámicas, los estilos arquitectónicos de las mezquitas del Reino de Malí siguen siendo bastante únicos y reconociblemente africanos. Las viviendas en los acantilados del país Dogon de Mali, construidas por el pueblo Dogon, también son estructuras antiguas impresionantes en Mali . Los restos del Imperio de Ghana se pueden encontrar en partes de Mauritania y Mali, incluidos los sitios arqueológicos en Koumbi Saleh , Oualata y Aoudaghost. A menudo eclipsado por otros monumentos de África, Eredo de Sungbo en Ijebu Ode, Nigeria , construido por el pueblo Yoruba, es en realidad la estructura precolonial más grande que queda en el continente. Hoy se eleva sobre la ciudad, cubierta de vegetación. Los palacios reales del Reino de Dahomey todavía se encuentran en su antigua capital de Abomey , y las ruinas del Reino de Kongo todavía se pueden encontrar en su antigua capital de M'banza-Kongo . Si bien fueron destruidos en gran parte por los británicos durante la lucha por África, la ciudad de Benin y Kumasi todavía contienen algunas reliquias del Reino de Benin y el Imperio Ashanti, respectivamente. En Sokoto, Nigeria, todavía se pueden encontrar restos del califato de Sokoto en los museos locales, así como en el palacio del sultán, y la ciudad sigue siendo uno de los principales centros de estudios islámicos de África.

Las ruinas de la antigua cultura Swahili se pueden encontrar en las zonas costeras de África Oriental, particularmente en Kenia y Tanzania. Las estructuras swahili combinan elementos de la arquitectura africana con la arquitectura islámica, que fue bastante prominente alrededor del siglo XIV. Algunas de las estructuras swahili más famosas incluyen las ruinas de Gedi y las tumbas de pilares alrededor de Malindi y Kilwa Kisiwani . Mombasa y la ciudad de piedra de Zanzíbar cuentan con estructuras swahili que abarcan cientos de años desde sus primeros días hasta el siglo XVIII.

En el sur de África, las ruinas del Gran Zimbabue han fascinado a los visitantes desde que los europeos las descubrieron. Ningún europeo había creído que los habitantes del África negra fueran capaces de crear grandes monumentos por sí mismos hasta que se descubrieron las ruinas de esta antigua cultura.

Las ruinas de la antigua ciudad de Cartago, cerca de Túnez, dan testimonio de la grandeza del Imperio cartaginés.

Muchas ciudades, como Leptis Magna, Timgad y Dougga, cuentan con ruinas romanas tan impresionantes como las de la propia Europa. Se pueden encontrar muchas otras estructuras europeas en todo el continente, que se remontan a los primeros días del imperialismo. Uno de los estilos de influencia europea más singulares es el estilo Cape Dutch que se encuentra en Sudáfrica , que tiene sus orígenes en los primeros colonos blancos en el África subsahariana en el siglo XVII. Aunque claramente influenciado por el holandésconvenciones arquitectónicas, también se ha alejado significativamente de la arquitectura europea para adaptarse a las condiciones africanas, convirtiéndolo en un estilo único por derecho propio. Excepcionalmente entre las comunidades blancas de África, los descendientes de estos colonos holandeses, ahora conocidos como afrikaners, han desarrollado su propia identidad étnica y, en general, se consideran africanos en lugar de europeos.

Letras[editar]

La música ha sido llamada "el lenguaje común de África" ​​y forma parte de la vida cotidiana en la mayoría de las naciones africanas. La música popular occidental (incluido el jazz y el rock'n'roll ) tiene sus raíces en la música folclórica afroamericana, y cada vez más países africanos tienen una escena de música pop prominente. Sudáfrica es conocida por sus músicos de jazz que participaron en su propio género único, entre los más famosos se encontraba el trompetista Hugh Masekela.

Hacer[editar]

Safaris[editar]

Safari, un viaje por tierra para ver la impresionante vida salvaje africana , es posiblemente la mayor atracción turística de África. La mayoría de los países, excepto en el norte, tienen al menos un parque nacional con safaris organizados. Un safari puede adoptar una variedad de formas, desde un simple viaje en minibús de un día hasta estadías de una semana en un albergue. Por lo general, es un paseo en 4x4 por la sabana en busca de los "cinco grandes": elefantes, leones, leopardos, rinocerontes y búfalos. Estos safaris se ofrecen principalmente en África meridional y oriental . Muchos parques tienen regulaciones estrictas sobre las actividades y el comportamiento de los visitantes, junto con las tarifas de entrada y campamento. Entre los parques más conocidos se encuentran el Parque Nacional Kruger de Sudáfrica ,El cráter Ngorongoro de Tanzania , el parque nacional de Etosha en Namibia , la región del delta del Okavango en Botswana y los parques nacionales de Tsavo East / West y el parque nacional de Nairobi .

Los tres estilos básicos de safari son safari en automóvil, safaris a pie y safari móvil. Algunas regiones también ofrecen safaris en botes / canoas, caballos, elefantes o en globo aerostático o avioneta. El safari en automóvil es, con mucho, la forma más popular de safari y es mejor para la mayoría de los principiantes, ya que es más fácil, a menudo más barato y, en general, le permite ver más vida salvaje. Un safari en automóvil puede ser un asunto de un día, pero a menudo incluye un par de noches de campamento o en cabañas. Los safaris de conducción de bajo precio a menudo se realizan en minibuses sin un asiento en la ventana garantizado. Los safaris de lujo probablemente incluirán viajes en un vehículo 4x4 en grupos pequeños y estadías en elegantes albergues con piscinas y spas. Un safari a pie consiste en caminar, ya sea por unas horas o varios días, con menos oportunidades de ver muchos animales, pero permite a los excursionistas acercarse a algunos animales y tener experiencias como tropezar con los huesos de una reciente matanza de leones. Para los safaris móviles , se instala un campamento cada noche de su safari; también podría contener un campamento de almuerzo portátil. En un safari aéreo , el visitante vuela directamente (o muy cerca) a un albergue, en lugar de horas de tránsito por tierra.

Para los viajes más básicos, los viajeros deben tener un presupuesto mínimo de 70 dólares estadounidenses al día, mientras que algunos de los parques más visitados pueden costar entre 100 y 150 dólares estadounidenses al día. Los viajes de lujo pueden superar fácilmente los US $ 1000 / día. Si una oferta de precio parece demasiado buena para ser verdad, a menudo lo es, y probablemente haya una buena razón para ello. Esto puede ser el resultado de tarifas ocultas, grandes errores / omisiones / mentiras al calcular un precio, un operador sin licencia, prácticas laborales abusivas, equipo deficiente, duración del viaje y extras que quizás no hayas pensado o que este operador planea cobrar una tarifa elevada. Verifique minuciosamente lo que cada operador turístico proporciona en su costo y asegúrese de obtener un acuerdo por escrito antes del pago y la salida. Los safaris sin conductor son posibles en algunos parques, pero son muy desaconsejados para los principiantes.

Alpinismo[editar]

África no tiene cadenas montañosas altas e irregulares comparables a los del Himalaya, los Andes, las Rocosas o los Alpes y hay muy pocas montañas que requieran equipo técnico. Las montañas del Atlas en Marruecos, Argelia y Túnez; Drakensberg en Sudáfrica y Lesotho; las montañas Semian en Etiopía; y las montañas Rwenzori entre Uganda y la República Democrática del Congo son las únicas cadenas montañosas considerables del continente, todas con numerosos picos que se pueden escalar fácilmente. Además, hay algunos volcanes altos a lo largo del Gran Valle del Rift, en las islas del Océano Índico y en Camerún. Algunas de las montañas más escaladas o únicas del continente son:

  • Jbel Toubkal (4165 m) cerca de Marrakech , Marruecos es el pico más alto de las montañas del Atlas y se puede escalar sin equipo técnico en verano.
  • El monte Camerún (4040 m) cerca de Douala , Camerún, es el pico más alto (en realidad un volcán) en Camerún y es famoso por el desastre del lago Nyos de 1986, cuando el lago liberó un enorme volumen de gas de dióxido de carbono, sofocando a miles. Es posible realizar caminatas rápidas hasta la cima y la espalda en un día.
  • El monte Kilimanjaro (5895 m) en Tanzania, cerca de la frontera con Kenia, es el pico más alto del continente, la montaña independiente más alta del mundo y quizás la montaña más escalada del continente, debido a su accesibilidad y a la falta de equipo técnico. La variedad de paisajes que uno pasa de la base a la cima lo convierte en un destino que casi todos los escaladores tienen en su lista de deseos.
  • El monte Kenia (5199 m) es la montaña más alta de Kenia y también es una escalada popular con muchas rutas de senderismo y escalada no técnicas a través de un paisaje exuberante y está a menos de 200 km de Nairobi. El parque nacional circundante es un sitio del Patrimonio Mundial de la UNESCO.

El Parque Nacional Table Mountain (1086 m) que domina la ciudad de Ciudad del Cabo tiene cientos de rutas a la meseta, que van desde senderos sencillos hasta escaladas técnicas en roca. En noviembre de 2011, Table Mountain fue nombrada una de las nuevas 7 maravillas de la naturaleza.

El monte Nyiragongo (3470 m) en la República Democrática del Congo en la frontera con Ruanda es uno de los 3-4 volcanes del mundo con un lago de lava en su cráter. Una escalada toma ~ 8 horas e implica acampar en una repisa en la cima, a unos seguros 700 m sobre el lago, durante la noche (por supuesto, la lava humeante y burbujeante es más espectacular por la noche).

El rápel y la escalada en roca se pueden realizar en muchas partes de África, con muchas oportunidades en Sudáfrica.

Trekking y senderismo[editar]

La mayoría de las cadenas montañosas y las tierras altas de África son aptas para el senderismo. El Drakensberg en Sudáfrica y Lesotho, la Ruta Jardín en Sudáfrica, las Tierras Altas de Etiopía y el País Dogon de Mali son los destinos de trekking más populares en África y la mayoría de las guías de estos países describen las rutas más populares. En las densas junglas de la República Centroafricana y la República Democrática del Congo, se pueden realizar caminatas, casi siempre organizadas, a asentamientos pigmeos. Existen rutas de senderismo establecidas en los bosques de las tierras altas de Fouta Djallon en Guinea y en Camerún.

El macizo de Aïr en Níger es popular para hacer caminatas alrededor de sus formaciones rocosas de arena raspada y oasis, generalmente distancias cortas desde su transporte en camello o vehículo. También se puede hacer senderismo en muchos bosques con senderos establecidos. En Uganda, Ruanda y la República Democrática del Congo adyacente, el senderismo para ver al gorila de montaña en peligro de extinción es un atractivo turístico importante, aunque los permisos cuestan 500 dólares estadounidenses para pasar horas caminando por los bosques tropicales y pasar 1 hora cerca de los gorilas.

Buceo[editar]

Hay un buen número de excelentes sitios para bucear en África. El Mar Rojo frente a Egipto ofrece aguas claras y tranquilas. El buceo en el Océano Índico es común en todas las islas y en el continente desde el sur de Kenia. El buceo en Sudáfrica es más famoso por las "inmersiones con tiburones", donde los buceadores se bajan en jaulas para ver cómo los tiburones se alimentan del cebo, aunque existen otras oportunidades de buceo. Pocos lugares del interior son populares entre los buceadores; El lago Malawi, que es claro, profundo y lleno de especies únicas, es el único lago con un número significativo de operadores de buceo.

Relájese en una playa[editar]

África tiene una línea costera muy larga con miles de hermosas playas, ya que está rodeada por el mar Mediterráneo al norte, el Canal de Suez y el Mar Rojo a lo largo de la península del Sinaí al noreste, el Océano Índico al sureste y el Atlántico, al oeste.

Deportes[editar]

El fútbol es el deporte más extendido y popular, y los juegos entre países suelen atraer a decenas de miles de fanáticos patriotas que animan a llenar estadios básicos. Ver un partido de fútbol en África es imprescindible; ¡Intenta vestirte con los colores del equipo local y únete a la animada celebración con tus vecinos! La Copa Africana de Naciones bienal es el principal campeonato del continente. La ACoN más reciente se celebró en Sudáfrica en 2013. Las próximas Copas serán organizadas por Marruecos (2015) y Libia (2017). Sudáfrica acogió la primera Copa Mundial Africana de la FIFA en 2010.

El rugby es jugado por varias antiguas colonias británicas en el sur y este de África. Los Springboks de Sudáfrica se encuentran entre los mejores equipos del mundo. Y aunque tradicionalmente estaban asociados con la parte blanca y específicamente con la parte afrikaner de la población, ahora tienen un seguimiento significativo entre todos los grupos étnicos después de que Nelson Mandela vistiera una camiseta Springbok durante la copa mundial de 1995 que se celebró y ganó en Sudáfrica.

También se juega al críquet, especialmente en las antiguas colonias británicas.

Comprar[editar]

Dinero[editar]

Las tres monedas más fáciles de cambiar dentro de África son el euro, el dólar estadounidense y la libra esterlina británica. En algunos países con un gran sector turístico, los dólares australianos y canadienses y el yen japonés se pueden cambiar en los grandes bancos y en algunas casas de cambio, pero recibirá un tipo de cambio pobre ya que estas monedas son poco comunes y más problemáticas para los bancos cambiarlas. El continente está dividido aproximadamente entre regiones donde el dólar estadounidense es más fácil de cambiar y usar y otras donde está el euro. En los países de África meridional, el rand sudafricano disfruta de una posición dominante en la región (ver más abajo) y puede ser más fácil de cambiar que otras monedas. En términos generales, experimentará tipos de cambio bajos fuera de la mayoría de estos países e incluso restricciones de movimiento de divisas.

Debido a preocupaciones sobre la falsificación, los cambistas, los bancos y probablemente incluso los comerciantes no aceptarán billetes en dólares estadounidenses gastados o con más de diez años de antigüedad. Por extraño que parezca, parece ser una regla entre cualquiera que negocie mucho en dólares y le resultará difícil o incluso imposible deshacerse de los billetes en dólares gastados o viejos. No parece que ocurra lo mismo con los billetes en euros, pero sí con otras monedas no africanas.

Con pocas excepciones (más notablemente el rand sudafricano), las monedas africanas generalmente no son aceptadas por bancos o cambistas fuera de su territorio natal, o al menos no a un tipo de cambio decente. Las monedas de algunos países más pequeños no son intercambiables y pierden valor en el extranjero, y algunos países prohíben la exportación de sus monedas y confiscan e incluso multan a las personas que salen del país con moneda (más notablemente el kwanza angoleño).

Hay tres uniones monetarias en África:

  • Área de moneda común (utilizando rand sudafricano): Sudáfrica, Eswatini (Swazilandia), Lesotho y Namibia.
  • Franco CFA de África Occidental (XOF): Benin, Burkina Faso, Costa de Marfil, Guinea-Bissau, Mali, Níger, Senegal y Togo.
  • Franco CFA de África Central (XAF): Camerún, República Centroafricana, Chad, República del Congo, Guinea Ecuatorial y Gabón

Algunos países que forman parte de una unión monetaria también acuñan su propia moneda (como el dólar de Namibia), lo que significa que ambas formas de moneda son de curso legal.

A pesar de compartir el mismo nombre y el mismo tipo de cambio (655.957 francos CFA = 1 €), las dos monedas "francos CFA" son emitidas por diferentes bancos y no son intercambiables. Un comerciante de Benín no aceptará un billete de 1000 francos CFA de Gabón y viceversa. De hecho, incluso con los bancos y las casas de cambio probablemente será más fácil (y recibirá un tipo de cambio mejor) cambiar billetes en euros o incluso dólares estadounidenses. Dado el tipo de cambio fijo, si visita alguno de estos países, el euro recibirá un tipo de cambio más favorable.

El ouguiya mauritano y el ariary malgache son las únicas dos monedas no decimales que se utilizan en el mundo, divididas en fracciones de 1/5 conocidas como khoums e iraimbilanja, respectivamente.

Dólar estadounidense[editar]

El dólar estadounidense ha sido la moneda de facto de Zimbabwe desde el colapso del dólar de Zimbabwe y la concesión de moneda extranjera como moneda de cambio en enero de 2009. Las monedas de dólar generalmente no se aceptan en Zimbabwe y es posible que tenga problemas para obtener cambio para compras pequeñas. El franco de Djibouti (178,8 = 1 dólar EE.UU.) y el nakfa eritreo (16,5 = 1 dólar) están vinculados al dólar.

El dólar estadounidense es la moneda más fácil de cambiar (y puede recibir un tipo de cambio mejor en comparación con el euro) en África del Sur y África Oriental, así como en la República Democrática del Congo , Nigeria y Liberia . Muchos operadores turísticos, atracciones turísticas y hoteles en estas regiones establecen sus precios en dólares, y algunos incluso llegan a ofrecer tipos de cambio bajos o incluso a rechazar la moneda local. Además, muchos países en estas regiones establecen los precios de sus visas en dólares y solo aceptarán dólares (o quizás libras esterlinas).

Euro[editar]

El euro es la moneda oficial de los territorios de Mayotte y Reunión de Francia, las Islas Canarias de España y Madeira y Porto Santo de Portugal. Los francos CFA de África Occidental y Central están vinculados al euro en 655,975 (antes, simplemente 100 al franco francés). El dirham marroquí está vinculado (con una banda de fluctuación) al euro en aproximadamente 10 dirhams por euro. El escudo de Cabo Verde está vinculado a 110,265 por un euro y el franco de Comoras está vinculado a 491,9678 por un euro. La dobra de Santo Tomé y Príncipe se fijó en 24500 a 1 euro en 2010 para garantizar la estabilidad; en 2004 valía solo 12000 por euro.

El euro es la moneda más fácil de cambiar y recibe el mejor tipo de cambio en países cuyas monedas están fijadas al euro, con fuertes lazos europeos y / o donde la mayoría de los turistas son europeos. Esto generalmente se corresponde con el norte de África, el Sahel, África occidental y África central con las excepciones de Egipto, Sudán y Ghana, ni el euro ni el dólar son mejores, ni Nigeria, la República Democrática del Congo y Liberia. Debido a la reciente creación del euro y al estado de larga data del dólar, tenga en cuenta que hay algunas regiones de África donde la gente nunca ha oído hablar del euro o lo verá como inútil.

Rand sudafricano[editar]

El rand sudafricano es una moneda oficial y circula ampliamente en Sudáfrica, Lesotho, Eswatini (Swazilandia) y Namibia. Aunque los tres últimos emiten sus propias monedas, están vinculados 1: 1 con el rand y no son moneda de curso legal en los otros países como es el rand de Sudáfrica. El rand también ha sido aceptado en Zimbabwe desde la desaparición del dólar zimbabuense, pero no tanto como el dólar estadounidense. También se intercambia fácilmente (y a veces se acepta como pago) en Botswana, Mozambique y la mayoría de los lugares turísticos de Botswana y Zambia. Namibia acuña una moneda local que también es de curso legal junto con el rand de Sudáfrica en Namibia, por lo que siempre tenga en cuenta la forma de moneda utilizada en los bienes para la venta.

Mercados[editar]

Muchos países y tribus africanas son conocidos por su artesanía. Se pueden encontrar esculturas, utensilios y textiles de alta calidad por una fracción del precio de un artículo similar fabricado en un país de altos ingresos.

África del Norte es conocida por las alfombras.

Artículos prohibidos[editar]

El comercio de marfil está prohibido en casi todos los países del mundo, con fuertes sanciones e incluso penas de cárcel para los infractores. Muchos productos animales (algunos que se encuentran comúnmente en los mercados de fetiches) también están prohibidos en los países occidentales, como los caparazones de tortuga, los colmillos de cualquier animal o cualquier parte o artículo elaborado con una especie en peligro de extinción. Algunos países africanos interesados ​​en la conservación enjuiciarán a todos los infractores con toda la extensión de la ley... así que tenga cuidado al comprar productos de origen animal a menos que quiera pasar años en una prisión africana. Tenga en cuenta que incluso si un artículo se puede exportar desde un país africano, puede ser ilegal importarlo a un país occidental; la UE y EE.UU. tienen leyes estrictas sobre la importación de productos animales en nombre de la conservación. Véase también ética animal .

Algunos medicamentos que se pueden comprar sin receta en países occidentales o partes de África pueden contener ingredientes considerados narcóticos ilegales o sustancias controladas en algunos países. En particular, la difenhidramina es una "sustancia controlada" en Zambia y varios estadounidenses han sido multados y encarcelados por cargos de tráfico de drogas por poseer el medicamento para la alergia de venta libre Benadryl (también llamado Dimedrol) y el analgésico Advil PM, cuyo principal activo el ingrediente es difenhidramina.

El tráfico de drogas es un delito tan común como en la mayoría de los países occidentales. La lista de las sustancias que se consideran drogas prohibidas o restringidas varía de un país a otro. El khat, que se cultiva y consume fácilmente en Etiopía y el Cuerno de África, es una droga ilícita en la mayoría de los demás países africanos. El tráfico organizado de drogas es un problema importante en Guinea y Guinea-Bissau en el camino de América del Sur a Europa.

Al igual que en la mayoría de los países, consulte las leyes locales sobre antigüedades antes de intentar salir del país con algo que parezca tener más de 100 años.

Asegúrese siempre de que los diamantes u otras joyas que esté comprando puedan satisfacer 2 condicionesː

  1. La cantidad, el peso y/o el valor total de las joyas que compra se pueden importar legalmente a su país de origen.
  2. Ninguna joya o diamante son Joyas de Conflicto, lo que significa que son extraídas y/o vendidas por grupos terroristas, grupos rebeldes o extraídas de formas no sostenibles.

Comer[editar]

La comida varía enormemente y puede encontrar cocina de influencia árabe (en el norte), así como comida de origen europeo (en Sudáfrica y Namibia) o comida local originada en tiempos anteriores a la colonización. Si bien no encontrará restaurantes de cinco estrellas en todas las ciudades o, de hecho, en todos los países, si mantiene la mente abierta, se encontrará con experiencias culinarias realmente increíbles y únicas en la vida, una vez que se aventura fuera del turismo estándar.

Beber[editar]

Como podría esperarse de un continente tan grande y diverso como África, hay una gran variedad de opciones para beber. Si bien Sudáfrica ha llegado a ser conocida como una región vitivinícola de reconocimiento internacional, beber cualquier cosa alcohólica en los países de mayoría musulmana o en las áreas predominantemente musulmanas de países como Nigeria puede ser imprudente o incluso ilegal. También hay una variedad de bebidas no alcohólicas que se originaron en África o se han perfeccionado aquí, como el té rooibos en Sudáfrica o el café en Etiopía.

Dormir[editar]

Si bien los distritos comerciales y las ciudades turísticas tienen hoteles de alta gama, el alojamiento puede ser muy básico fuera de lo común.

Si bien acampar en un parque nacional puede ser una experiencia emocionante, tenga en cuenta los animales peligrosos y el crimen.

Mantenerse a salvo[editar]

África tiene una mala reputación de dictadores genocidas y, si bien gran parte de África es segura para viajar y muchas atracciones turísticas del continente están lejos de los conflictos, hay muchas regiones en las que existen conflictos y / o anarquía en general. El terrorismo, el extremismo religioso y la piratería también son motivo de preocupación en algunas áreas con un aumento reciente de las agrupaciones salafistas militantes.

Los grupos yihadistas se concentran principalmente en el Cuerno de África, África del Norte y la región del Sahel, así como en sus áreas adyacentes. Somalia, donde los señores de la guerra han luchado por el control desde el colapso del gobierno central en 1993, y la República Centroafricana, donde la anarquía generalizada y los rebeldes existen en la mayor parte del país, solo deben ser visitadas por viajeros experimentados que sean muy competentes en cuanto a los peligros. eso existe. De lo contrario, estas áreas deben considerarse regiones prohibidas. Las excepciones son Somalilandia, que es de facto independiente y relativamente segura, y la aislada Reserva Nacional Dzanga Sangha de la República Centroafricana .

La República Democrática del Congo alberga la segunda jungla más grande después del Amazonas y la mayor parte del país es intransitable por tierra. Las regiones del este y el noreste son el hogar de los rebeldes y la anarquía general y han sido el hogar del conflicto más sangriento desde la Segunda Guerra Mundial. Las regiones más seguras son el oeste (incluido Kinshasa), el sur (cerca de la frontera de Zambia, incluido Lubumbashi) y algunos puntos prácticamente en la frontera, como Goma , Bukavu y el Parque Nacional Virunga.

El Sahara Central alberga numerosos problemas, en particular la creciente presencia (o al menos el impacto) de Al Qaeda en el Magreb Islámico en gran parte de la Argelia sahariana , el norte de Malí (norte de Tombuctú, este de Gao y cerca de la frontera con Nigeria) , y el extremo oriental de Mauritania ha provocado varios secuestros (incluido un británico decapitado, secuestrado cerca de la frontera entre Malí y Níger) y un par de atentados suicidas con bomba en Nouakchott . Desde el final de una guerra civil en Malí en 2012, el norte de Malí (incluidas Tombuctú, Gao y las fronteras de Mauritania y Níger) es muy peligroso debido a la presencia de rebeldes tuareg e islamistas. Un levantamiento tuareg ha dejado gran parte del área alrededor de Agadez ,Níger, que alguna vez fue un destino turístico popular, está fuera de los límites y es inseguro. Varias fronteras en el Sahara están cerradas o muy inseguras como resultado del bandidaje: Libia-Sudán (cerrada), Libia-Chad (cerrada), Chad-Sudán (insegura debido al conflicto de Darfur), Chad-Níger (bandidaje), Libia- Níger (bandidaje), Mali-Argelia (sin cruces de carreteras, AQMI), Argelia-Mauritania (AQMI), Mali-Níger (AQIM / rebeldes), Mali-Mauritania (AQIM / rebeldes) y Argelia-Marruecos (cerrado).

Partes de Costa de Marfil, Sierra Leona, Liberia y Chad albergan rebeldes y es importante obtener información actualizada sobre qué partes de estos países son seguros para visitar (consulte las advertencias en esas páginas). El norte de Nigeria es el hogar de extremistas islámicos que han llevado a cabo varios ataques contra no musulmanes, principalmente contra otros nigerianos, pero todavía existe un riesgo significativo para los occidentales. La región alrededor del delta del río Níger ha sido el hogar de rebeldes durante décadas. De manera similar, en Sudán, solo las regiones occidentales de Darfur y el "límite" centro-sur entre el conflicto Norte-Sur son peligrosos.

Muchos países de África son muy peligrosos para los viajeros homosexuales, con niveles extremos de homofobia generalizados en la población general. La homosexualidad es ilegal en la mayoría de los países africanos y, en algunos casos, conlleva cadena perpetua o incluso la pena de muerte. Nigeria y Uganda han dado un paso más al tipificar como delito saber que alguien es homosexual y no denunciarlo a la policía.

Crimen[editar]

La delincuencia en las principales ciudades africanas es generalmente alta y, por lo general, no es aconsejable viajar de noche. Si bien gran parte de esto implica estafas, atracos o pequeños robos, los delitos violentos también son comunes. Marque las áreas de "mantenerse seguro" de los países individuales a los que va a viajar.

Fauna silvestre[editar]

En la mayor parte de África, la vida salvaje peligrosa debería ser una preocupación menor, si es que la hay. En algunas partes de África Oriental y Sudáfrica, abundancia de animales potencialmente peligrosos se pueden encontrar, pero la mayoría de las veces cualquier viajero estaría perfectamente seguro en un vehículo con su guía turístico. No obstante, ocurren ataques y muertes (rara vez con extranjeros, pero comúnmente con locales) y es mejor estar bien informado. Los cocodrilos del Nilo pueden ser extremadamente peligrosos y nadar no es una opción en la mayoría de las zonas bajas de África oriental. Los leones y leopardos pueden ser peligrosos, pero es poco probable que los encuentre a pie a menos que sea extremadamente tonto. Los grandes herbívoros como los elefantes y los rinocerontes también pueden ser muy peligrosos si se agravan, incluso mientras se encuentran en un vehículo, los hipopótamos son los animales con más probabilidades de atacar o matar a un humano sin provocación y deben evitarse sin un guía experimentado. Las serpientes venenosas existen y son abundantes, pero eres muy tímido y es poco probable que veas a uno y mucho menos que te muerda. Cuando se trata de plagas, la mayoría de los insectos en el país no son más peligrosos que los que se encuentran en cualquier otro país, y las arañas son en su mayoría inofensivas para los humanos. A pesar de todo esto, fácilmente el animal no humano más peligroso en todo el continente africano es el mosquito, que infecta a un gran número de africanos con malaria cada año, y las moscas tsetsé que causan la enfermedad del sueño también son un problema importante en algunas áreas. (Consulte las páginas de cada país y región y los informes de la OMS para ver si los lugares a los que planea viajar se ven afectados por estas enfermedades).

Mantenerse sano[editar]

El África subsahariana tiene las tasas más altas de infección por VIH y SIDA en la Tierra. Un informe de la ONU de 2005 dice que más de 25 millones de africanos están infectados, más del 7% de los adultos en el continente. Tenga mucho cuidado con cualquier actividad sexual en África. Las tasas de infección por el VIH entre los profesionales del sexo son extraordinariamente altas.

Debe evitarse la carne de animales silvestres de gorilas, monos, chimpancés y mandriles. Debido a su similitud con los humanos, una serie de enfermedades (incluidas las aún no descubiertas o poco estudiadas) se pueden propagar al consumir su carne, especialmente si no se calienta lo suficiente. El VIH es sin duda la enfermedad más famosa transmitida por otros primates, pero otras incluyen el ébola, el ántrax y la fiebre amarilla.

Como el agua del grifo no siempre cumple con los estándares de higiene, el agua embotellada (tenga cuidado de echar un vistazo al sello antes de abrir la botella, ya que algunas personas simplemente rellenan las botellas con agua del grifo) es una opción si desea reducir el riesgo de diarrea del viajero. , especialmente en estancias más cortas. Recuerde siempre beber lo suficiente, especialmente en climas cálidos, y evite beber demasiado alcohol cuando no conozca su entorno y / o haya llegado recientemente.

Varias enfermedades infecciosas, incluidas las transmitidas por mosquitos, son un problema en algunas partes de África. Se pueden recomendar vacunas, medicamentos y otras precauciones para evitar infecciones. Una lista no exhaustiva en la que los viajeros deben pensar: dengue, malaria, sarampión, polio, rabia, fiebre amarilla. Las vacunas contra el sarampión y la poliomielitis son de rutina en muchos países, pero debe asegurarse de que las suyas estén actualizadas.

Conectar[editar]

Teléfono[editar]

Los códigos de llamadas de países de África son generalmente números de 3 dígitos que comienzan con 2, en la forma + 2XX. Algunos ejemplos son +233 para Ghana, +263 para Zimbabwe, + 254 para Kenia y +262 para Reunión. Las excepciones son Egipto y Sudáfrica, con los códigos de llamada de país de 2 dígitos +20 y +27, respectivamente. Puede encontrar una lista completa de códigos de llamadas de países aquí .

Los servicios tradicionales de telefonía fija son escasos. Sudáfrica y los países del norte de África son las únicas regiones del continente que tienen una calidad decente. En gran parte debido a esto, los teléfonos móviles han proliferado en todo el continente. No se sorprenda cuando se encuentre en un rincón aparentemente remoto del continente y en medio de una tribu pobre, cuando un hombre saque un teléfono móvil para mostrarle fotos de su familia o le pida que encuentre su perfil de Facebook para que le envíe un amigo solicitud. En muchos lugares, recibirá ofertas de comerciantes para usar su teléfono móvil por una tarifa, de la misma manera que se le solicitaría que comprara una talla de madera o un tapete. Enviar mensajes de texto se usa más comúnmente que llamar.

Si decide comprar un teléfono móvil localmente, tenga cuidado con los teléfonos falsificados. Es probable que los teléfonos inteligentes sean versiones de teléfonos de fabricación barata un par de años más que las que se encuentran en los mercados occidentales (eso no quiere decir que no se pueda encontrar el último modelo Galaxy S o iPhone). Si decide traer un teléfono de casa, lo mejor sería traer un teléfono GSM (el tipo de red más común en todo el mundo). Un teléfono GSM tendrá un chip extraíble, llamado tarjeta SIM. La tarjeta SIM de su teléfono se puede reemplazar por una tarjeta SIM para una red local, lo que le permite acceder a las redes de teléfonos móviles locales. Luego se pueden comprar minutos para usarlos y agregarlos a su teléfono. No es muy difícil encontrar un distribuidor que venda tarjetas rasca y gana para reponer minutos / mensajes de texto / datos para su teléfono; simplemente rasque para revelar un número PIN e introdúzcalo en su teléfono (según las instrucciones). El costo de comprar una tarjeta SIM y minutos es mucho menor que los cargos por roaming con una red de telefonía móvil de un país occidental.

Se están instalando a gran velocidad redes de datos más rápidas en todo el continente (3G y 4G). Sin embargo, fuera de las principales ciudades, el servicio de datos suele ser a velocidades 2G muy lentas (comparables a las de Internet por marcación o algo peor). Muchas empresas de telecomunicaciones limitan el uso de redes 4G / 3G a los clientes de pospago.

Acceso a Internet[editar]

Las computadoras están fuera del alcance de la mayoría de los africanos. Por tanto, las tiendas de informática (cibercafés) son habituales en todo el continente, salvo quizás en los rincones más apartados de los países más inaccesibles (Chad, CAR, Somalia). Muchas computadoras están llenas de virus y malware. Con un poco de habilidad informática, puede cargar una unidad flash o grabar un CD con un programa antivirus y posiblemente un navegador web alternativo (Firefox, Opera, Chrome) para usar en computadoras públicas en cibercafés.

El acceso a Internet Wi-Fi es cada vez más común. La mayoría de los hoteles de lujo junto con algunos hoteles de gama media (principalmente en los países más desarrollados) ofrecerán acceso a internet Wi-fi para los huéspedes. Algunos pueden cobrar una tarifa por esto. Es preferible usar su computadora portátil, tableta o teléfono inteligente personal con una conexión Wi-fi a los cibercafés para acceder a las cuentas bancarias, el correo electrónico, las redes sociales y otras cuentas confidenciales.

Los servicios de Internet más rápidos se pueden encontrar en África del Norte, partes de África Occidental como Ghana, Nigeria y alrededor de África Oriental (Kenia, Tanzania, Uganda, Ruanda), donde un impresionante despliegue de redes de fibra óptica y nuevas y rápidas cables al Medio Oriente ha convertido a Kenia en un punto de acceso prometedor para las empresas tecnológicas y los negocios internacionales que requieren conexiones rápidas. Sudáfrica tiene las conexiones a Internet más desarrolladas y rápidas del continente. En contraste, algunos países y regiones menos desarrollados continúan dependiendo de conexiones satelitales lentas, con velocidades comparables o incluso peores que las conexiones de acceso telefónico que alguna vez fueron comunes en los países occidentales. Ghana también está emergiendo como uno de los proveedores de servicios de Internet más consistentes en África, siendo especialmente común el uso de dongles. Los puntos de acceso Wifi también están disponibles en hoteles, pubs y campus universitarios.

La censura de Internet es un problema en varios países del continente, a menudo implementado o aumentado por razones políticas. Esto a menudo consiste en redes sociales bloqueadas y otras herramientas de comunicación; con menos frecuencia, los gobiernos pueden cerrar Internet por completo en torno a elecciones u otros eventos polémicos.

Enviar

Las redes postales son generalmente lentas, si no poco fiables. Las cajas y paquetes enviados a destinos fuera del continente pueden tardar semanas o incluso meses en llegar a su destino. FedEx, UPS y DHL mantienen una buena red de oficinas en las principales ciudades de todo el continente y la facilidad de envío, la velocidad y la mayor confiabilidad hacen que valgan los costos de envío más altos.

La publicación postal está disponible en algunos países (consulte primero con el servicio postal nacional) y permite enviar el correo a una oficina postal, donde se guarda para el destinatario. No se escribe ninguna dirección en la pieza, solo el nombre del destinatario, la ciudad / país, el código postal y "Poste Restante". Asegúrese de que el remitente deletree su nombre (el del destinatario) correcta y claramente. El destinatario se presenta en la oficina de correos, presenta una identificación (como un pasaporte) y paga una pequeña tarifa. Dado que algunas oficinas de correos están bastante desorganizadas, asegúrese de que el empleado revise su nombre de pila y cualquier posible error de ortografía (descríbalos, pida que le muestren artículos con un nombre similar, busque debajo de Q en lugar de O).


Este artículo es un esquema y necesita más contenido. Tiene un modelo de artículo, pero no tiene suficiente información. Si encuentras un error, infórmalo o Sé valiente y ayuda a mejorarlo.